Tomó vodka con metanol y se quedó ciega

0
49

Tras una noche de bares en Grecia junto a sus dos amigas, Hannah Powell empezó a vomitar y sentirse cansada. Al día siguiente, cuando se despertó, descubrió que había perdido la vista.

Después de pasar una noche de bar en bar junto a sus dos amigas en Zante, Grecia, Hannah Powell no paraba de vomitar. Se sentía exhausta. Era agosto de 2016. Pero no se trató de una resaca común y corriente, sino una que le dejó un daño irreparable en la visión y en los riñones.

La joven de 23 años había bebido un vodka que, sin su conocimiento, había sido mezclado con metanol.

Esta sustancia hizo que sus riñones dejaran de funcionar y la dejó ciega.

Powell solo se dio cuenta de que algo estaba mal cuando se despertó en la habitación de su hotel creyendo que las luces estaban apagadas.

“Sugerí abrir las cortinas y mis amigas me dijeron que ya estaban abiertas, pero no me di cuenta de lo que estaba pasando”, relató la mujer en una entrevista a la BBC de Londres.

“Pensé que estaban bromeando, así que me levanté y encendí la luz. Ahí fue cuando entré en pánico, cuando me di cuenta de que no podía ver nada”.

Sustancia adulterada 

Las pruebas en el hospital confirmaron que Powell sufría envenenamiento por metanol.

En un bar, le habían servido vodka no regulado mezclado con esta sustancia tóxica.

Sus amigas -que habían bebido lo mismo que ella- sufrieron calambres estomacales y vómitos pero no efectos a largo plazo como ella.

“Aparentemente, las mafias lo preparan en los bosques y lo venden barato a los bares, que rellenan sus botellas con eso”, dijo la víctima.

“Entonces si tú eres un cliente, piensas que estás comprando un vodka Smirnoff legítimo, pero no es así. Lo ponen en las botellas de Smirnoff, botellas reales, por eso no tienes motivos para pensar que no es auténtico”, agrega.

“Eso hace que a los bares les dure más. Ellos no tienen que servirte lo normal, te pueden dar mucho menos porque es mucho más fuerte. Pero es muy peligroso”, agregó.

Luego de la pesadilla que vivió, trata de recuperarse a su nueva vida, con un riñón que le donó su mamá y tratando de volver al trabajo, pero no cesa de denunciar el hecho y reclamar que se investigue qué ocurre con los bares en Grecia (Fuente: BBC).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here