Se jugó el Torneo Provincial de Pool en Diamante

Hace más de 40 años que en Diamante funciona el bar “Pachuco”, ubicado en Serrano y Malespina, un emprendimiento familiar que con el paso del tiempo se fue afianzando y hoy la tercera generación sigue al frente de la propuesta.

Dicho espacio se fue convirtiendo en un lugar de encuentro, tanto para los habitantes de esta comunidad como de la zona y la región, donde entre las iniciativas se concretó días atrás el Torneo Provincial de Pool que tuvo su sede en este lugar, con la participación de diferentes jugadores de la ciudad y de localidades vecinas.

Al respecto, Carlos Montenegro habló con El Observador y señaló que “el bar era de mi papá, luego me lo traspasó a mí y actualmente está a cargo de mi hijo Gastón, por lo que fue pasando por diferentes generaciones y hoy sigue vigente. A lo largo de estos años se fueron incorporando variadas alternativas, como lo fue la instalación de mesas de casin (billar), luego de pool y como funcionó la actividad, agregamos otras mesas profesionales y vamos organizando diferentes certámenes, principalmente los viernes. Días atrás se realizó el Torneo Entrerriano, que se hace una vez en la Costa del Paraná y otra en la de Uruguay, donde en esta oportunidad se concretó en nuestro bar. Hubo 32 jugadores provenientes de distintas localidades y el ganador fue Diego Sander de Chajarí, mientras que el segundo lugar lo ocupó Fabián Fabre, de C. del Uruguay; el tercero, Claudio Pasutti de Paraná; el cuarto Fabián Marengui de Diamante y quinto se ubicó Sergio Reisenauer de Crespo”.

– ¿La actividad cuenta con un equipo de trabajo que la va promocionando y difundiendo?

– Este año se conformó la Federación Entrerriana de Pool, la que está presidida por el Prof. Claudio Pasutti, quien además tiene una escuela en Paraná, con varios alumnos, tanto de varones como de mujeres. Desde nuestro lugar vamos apoyando la organización de estos eventos que tienen como premios trofeos y dinero en efectivo, para incentivar a los jugadores, ya que los elementos que deben utilizar son muy costosos, como los tacos que tienen suelas especiales, los viajes, traslados y las inscripciones.

– ¿Poseen un reglamento para los campeonatos?

– Para jugar al pool hay reglas de conducta que se deben cumplir en las diferentes salas, entre ellas, no se puede fumar, ni tomar alcohol, la vestimenta tiene que ser adecuada con ropa de vestir y una remera que identifique a la ciudad o grupo que represente, mientras que debe haber silencio cuando se desarrolla el certamen. Todo se adapta al reglamento que tiene la Federación y cada jugador debe respetar dicho sistema de juego. En nuestro caso, el día que empezó el torneo hicimos un sencillo acto inaugural con la entrada de las banderas de ceremonias y se entonaron las estrofas del Himno Nacional Argentino.

– ¿Se podrá implementar el pool como una disciplina deportiva?

– En nuestra provincia está teniendo un importante auge y en diferentes ciudades, mientras que en Buenos Aires hay grandes salas donde se hacen campeonatos nacionales, en tanto en Paraná, vienen compitiendo una vez por mes para participar en el argentino.

Sabemos que el mantenimiento general de estos lugares son costosos, porque por ejemplo, una mesa profesional, con el paño especial y la pizarra de mármol tiene un precio de alrededor de $ 100.000, por lo que tratamos desde nuestro lugar ir mejorando y dentro de las posibilidades que vamos teniendo. La idea también es el año que viene crear una escuela en nuestra ciudad para enseñarles a los chicos y que el Prof. Pasutti, quien tiene más experiencia, pueda dictar las clases cada 15 días.

– ¿Hay una mirada diferente de la sociedad cuando se habla de bares?

– En ciertos casos se mal entiende, cuando se dice que se va a jugar un campeonato en el Bar “Pachuco”. Los bares de hoy son muy distintos a lo que eran antes, porque son lugares de encuentro de amigos y familiares, donde en nuestro negocio se sienten cómodos porque se los atiende de la mejor manera y esto se ve reflejado porque ha durado más de 40 años, donde son varias las personas que allí diariamente comparten un grato momento. También pueden disfrutar de buena y variadas comidas y cuando se hacen los torneos de pool me encargo de los asados.

Además, es una nueva oportunidad para el turismo de Diamante, ya que en el campeonato que organizamos, fueron unas 40 personas que se alojaron en la ciudad y realizaron importantes gastos en los 2 días que duró la competencia, la que se desarrolló con todo éxito. Esto nos alienta y nos da el empuje para continuar con este emprendimiento familiar y que más gente conozca lo que venimos concretando en nuestra ciudad.

Pero, es un gran equipo de trabajo que nos acompaña para llevar adelante la propuesta, por eso el agradecimiento a los jugadores que participaron del evento, al presidente de la Federación por estar presente y por el compromiso que tiene para que el pool continúe creciendo, a mi hijo Gastón por la tarea que viene realizando, a Juanjo Giménez y Walter Ledesma y a la gente que confía en nosotros y concurre a nuestro negocio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.