¿Quiénes deben vacunarse contra el sarampión?

0
9

En virtud de la confirmación de nuevos casos de sarampión en el país, se activó una “alarma nacional” para prevenir el contagio de una enfermedad que estaba erradicada desde el 2000. En este marco, el Ministerio de Salud de Entre Ríos, a través de la Dirección de Epidemiología, confirmó que hay stock de vacunas en hospitales y centros de salud contra esta patología. Asimismo, desde la Dirección del Primer Nivel de Atención, se reforzaron las acciones “en terreno”, para verificar la correcta vacunación de niños y adultos, como así también, para la inmunización en casos que no presenten el esquema completo. Los equipos de profesionales y técnicos de los centros de salud ya están efectuando dichas tareas.

Los chicos de uno a cinco años deben tener una dosis de Triple Viral (que protege contra el sarampión, la rubéola y las paperas) mientras que los mayores de 5 años tienen que aplicarse dos dosis de vacuna Doble o Triple Viral (al ingreso escolar). Las personas nacidas antes de 1965, no necesitan vacunarse porque son consideradas inmunes. Para los demás adultos, si no se puede constatar con carnet la aplicación (Doble, Triple o Antisarampionosa), se debe vacunar con una dosis y al mes, completar con el refuerzo.

Los residentes en Argentina que viajen al exterior (sobre todo en la región de las Américas) deben verificar si cumplen con el esquema completo de vacunación contra el sarampión para cada edad. De no disponer las 2 dosis recomendadas, la inmunización debe ser aplicada como mínimo 15 días antes del viaje. Los chicos de 6 a 11 meses que viajen a los territorios de circulación viral activa mencionados, deben recibir una dosis de vacuna Triple Viral (no tenida en cuenta como esquema de vacunación). En este sentido, posteriormente se administrarán las dosis correspondientes al año de vida y al ingreso escolar. En el caso de los menores de 6 meses, se sugiere aplazar o reprogramar el viaje, se informó a El Observador.

Cabe acotar que el sarampión es una patología viral muy contagiosa y potencialmente grave, que se propaga fácilmente cuando la persona infectada elimina secreciones respiratorias al hablar, toser o estornudar o por estar en contacto con cualquier objeto contaminado. Los principales síntomas son: mucosidad, conjuntivitis y tos, pequeñas manchas blancas en la cara interna de la mejilla y erupciones, tanto en la cara como en el cuello.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here