“Queremos hacer una tarea personalizada con cada institución” dijo nueva directora de Discapacidad

0
2

La Prof. Flavia Mena fue recientemente nombrada como directora del Instituto Provincial de Discapacidad. En charla con El Observador enumeró sus objetivos y las tareas que comenzaron a realizarse. En ese marco afirmó que visitarán y estarán en contacto con todas las localidades de la provincia. También informó que habrá una tarea en conjunto entre el Ministerio del que depende (Desarrollo Social), el de Salud y de Educación.

– ¿Cuáles serán sus primeros objetivos dentro del Instituto?

– Estamos en una etapa de relevamientos, evaluando la continuidad de muchas acciones y que ameritan su profundización. Fundamentalmente apuntamos a unificar nuestro accionar con las instituciones de las juntas de gobierno o municipios, que trabajan para el bienestar de las personas discapacitadas. Buscamos la articulación entre los distintos sectores gubernamentales, con la tarea de las numerosas entidades que actúan en esta problemática en cada rincón de la Entre Ríos. Naturalmente que enfatizaremos en la promoción del derecho de las personas con discapacidad, que pueda ser un ejercicio verdadero y real y no simplemente la letra de un texto legal. Queremos que todos estén incluidos en los planes de accesibilidad de un municipio y que posean la posibilidad de estar insertos en un plano educativo, recreativo, social y demás. Poder caminar por una senda y transitar como cualquier otro ser humano, es una de las metas. Buscamos que sea tenido en cuenta en lo referente a turismo, educación y trabajo.

– ¿Qué mensaje le ha dado el gobernador a la hora de ser nombrada como directora?

– Urribarri pidió que articulemos nuestra tarea cotidiana con los sectores del Estado, para que la persona con discapacidad, que tiene voz y voto, sea escuchada. La línea del gobernador es que construyamos fuertes cadenas de comunicación con las organizaciones gubernamentales que trabajan de manera silenciosa en Entre Ríos.

– ¿De qué manera se piensa acelerar el contacto con los municipios o juntas de gobierno?

– Una cuestión básica es que el Instituto salga al interior de Entre Ríos, que esté en distintas localidades y ya comenzamos a organizar una agenda de viajes. Queremos hacer una tarea personalizada con cada una de las instituciones relacionadas a estos temas. Estamos dentro del proyecto de trabajo del Ministerio de Desarrollo Social, el cual también está recorriendo todo nuestro territorio. A su vez coordinamos acciones en conjunto con Salud y el Ministerio de Educación, Deportes y Prevención de Adicciones.

– Dentro del trabajo con discapacitados, ¿también se involucra a los familiares?

– Cuando uno habla de la persona con discapacidad, hablamos de alguien que pertenece a una familia, que habita un barrio y es ciudadano de una localidad. En función de eso pretendemos que en su vida pueda tener acceso a aquello que sea necesario para desarrollarse, desde una escuela, transporte público o sostenimiento para el bienestar de su salud. Si algunas de estas cuestiones se reciente, afecta al núcleo en el que está inserto donde se lo contiene, sostiene y se lo vincula con el resto de la sociedad.

– ¿Cómo somos los entrerrianos ante los discapacitados?

– A mediados del siglo pasado, durante la década del ’50 cuando se desencadenó una epidemia de poliomielitis, en la provincia comenzó a enfatizarse en la formación de una institución para brindar educación a las personas con discapacidad. Hace poco tiempo que nos pensamos como sociedad que brinda educación, espacio de formación o capacitación laboral a las personas con discapacidad. Hace 2 décadas atrás pasaba un chico con discapacidad y un vecino cerraba la puerta, o un nene con Síndrome de Down iba a una plaza y algún padre corría a ese chico porque había prejuicios o preconceptos. Hoy comparten el mismo nivel y ya no sucede la mirada acusadora. Estamos hablando de cambios sociales o posiciones sociales que tienen muy pocas décadas en nuestra comunidad. La integración se da lentamente, inclusive nos lleva a aprender muchos valores de ellos y asumir que no tenemos saberes absolutos. Solamente en comunión se puede construir una sociedad digna y nos va a significar desaprender algunas cosas y asumir otras. Queremos que el Instituto esté presente en cada localidad, que tengamos un diálogo abierto con los espacios de gestión municipal destinados a estas tareas. Es el camino hacia una provincia unida también en este sentido, como sucede con otros aspectos.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here