Presente y proyectos de la Escuela Agrotécnica Nº 51 de Maciá

0
21

MACIÁ-escuDO-escuela-51-agrotecnicaCon una matrícula de 230 alumnos, la Escuela Agrotécnica Nº 51 de Maciá, continúa sumando proyectos, lo que le permite a la comunidad educativa un constante crecimiento y de esta manera poder brindar diferentes alternativas, siempre pensando en el beneficio de los estudiantes.

Para ahondar en los detalles El Observador entrevistó al rector de la institución, Pablo Buchamer, quien dijo que “la sociedad nos está viendo como una escuela que trata y quiere hacer bien las cosas, las familias confían en el trabajo que estamos haciendo y eso está demostrado en el aumento de la matrícula que hemos tenido en los últimos tiempos. Además contamos con un grupo de docentes comprometidos con la actividad, lo que conlleva a que tengamos cada vez más resultados y logros positivos en las diferentes participaciones que realizamos tanto a nivel local como regional. Entre ellas podemos mencionar la presentación de un proyecto sobre Metabolismo en el certamen organizado por el INET (Instituto de Educación Tecnológica), donde nuestros alumnos, que fueron acompañados por dos docentes a Buenos Aires, recibieron una mención especial y de 500 trabajos que concursaron, quedaron seleccionados entre los 12 primeros, lo que fue muy satisfactorio para toda la entidad”.

En cuanto a su conformación, además de la matrícula señalada, la EEAT Nº 51 alberga en su internado a 50 estudiantes de ambos sexos y son alrededor de 65 personas, entre profesores, personal y coordinadores que son parte de la entidad, donde en dos turnos mañana y tarde, se distribuye tanto las clases teóricas como las prácticas.

Al respecto el directivo señaló que “en cierta manera nos manejamos bien en cuanto a los espacios, porque el edificio es nuevo, pero necesitaríamos contar con más aulas, dado que por ejemplo los días de lluvia que no se pueden hacer las prácticas de campo, no tenemos dónde ubicar los grupos de alumnos que concurren a las mismas y ocupamos otros sectores de la escuela que no están adaptados para dictar clases. A los chicos debemos brindarles espacios adecuados para que puedan estudiar cómodamente y con los elementos respectivos, es por eso nuestra preocupación ante este tipo de situaciones que se nos van presentando. Pero contamos con la colaboración permanente y el compromiso hacia la institución por parte de los miembros de la Cooperadora, quienes ante cualquier requerimiento siempre están dispuestos a ayudarnos”.

En cuanto al orden institucional, los chicos además de la parte pedagógica y los talleres, están participando en las tradicionales ferias de ciencias y actividades deportivas de los Jugos Evita. Para esto último los días 26 y 27 de agosto viajarán a La Paz a competir en vóley; en tanto el 2 de septiembre otro grupo lo hará para la instancia departamental de handball en Maciá y el 5 los alumnos tendrán la fase provincial de atletismo.

Sobre las prácticas diarias, los estudiantes realizan tareas en la huerta, hay una parte de industria con elaboración de diferentes productos; también están instalados criaderos de pollos y de cerdos, funciona además un tambo y se realizan los trabajos de faena, mientras que los jueves de 8.00 a 12.00, los vecinos de la comunidad y la zona, se acercan al establecimiento a comprar los variados productos que se ofrecen desde la institución.

Desde el 2006 las escuelas agrotécnicas, vienen recibiendo distintos planes de mejoras, destinados a infraestructura o compra de elementos, lo que les permite ir concretando los proyectos e iniciativas. En este sentido Buchamer señaló que “con este apoyo se adquirieron maquinarias agrícolas, se mejoraron las instalaciones del tambo y se compró una enfriadora, lo que nos da la pauta para seguir trabajando en la parte productiva. Además es inminente la puesta en marcha en nuestro establecimiento de una sala de faena, la que conseguimos con fondos genuinos derivados de los trabajos y servicios que se brindan desde la escuela a terceros y que están coordinados por un ex alumno contratado por la institución, cuyos beneficios además nos sirven para solventar otros gastos en general que tenemos y brindarles más posibilidades de aprendizaje y prácticas a nuestros alumnos”.