“No te cases un martes 13”, un consejo que las parejas argentinas tienen en cuenta

0
4

casamientoRegistros civiles de todo el país informaron que la cantidad de casamientos celebrados este martes 13 fue considerablemente menor al promedio diario de enero, mientras empresas de transporte marítimo no registraron

“En toda la Ciudad de Buenos Aires se registraron cinco casamientos. Si bien por ser enero el promedio disminuye, hemos tenido días, como el 2, en que hubo 34 ceremonias, por lo que lo de hoy es una cifra bajísima”, informó una fuente del Registro Civil porteño.

 

 

La situación de Capital Federal no es excepcional: en la provincia de Jujuy, por ejemplo, el director Provincial de Registro Civil y Capacidad de las Personas, Daniel Ferreyra, señaló a Télam que “en los últimos quince años, sólo se registró un casamiento en un martes 13”.

 

Ferreyra informó que esa ceremonia se efectuó el 13 de mayo del año pasado, en el registro civil del Barrio San Pedrito en la capital jujeña.

 

“No se trata sólo de las supersticiones que envuelven al martes 13, sino que el día de por sí, estando en medio de la semana, no es un día que la gente elija para casarse”, explicó, y detalló que la mayor cantidad de casamientos se producen los jueves, viernes o sábado.

 

Quienes se animaron a desafiar la superstición fueron los santiagueños Sergio Rivero (42) y María José Ramírez (41), que viven en concubinato hace más de 19 años y de cuya relación nacieron tres hijos.

 

En cambio al “no te embarques” (los martes 13) la gente pareciera no hacerle tanto caso ya que, según fuentes de Buquebús, la cantidad de pasajes vendidos para este martes, no varió del promedio de enero.

 

La mala suerte vinculada en la creencia popular al martes 13 proviene, en primer lugar, del número 13: “en la Biblia, en el capítulo 13 del apocalípsis comienza el fin del mundo; doce eran los apóstoles y con Jesús trece, pero se sostiene que el trece era Judas, quien traicionó a Jesús”, indicó a Télam Oscar Rumié, estudioso de numerología.

 

Y añadió: “Los babilonios consideraban al mes 13 como el cuervo de la mala suerte y los chinos lo llaman ‘señor calamitoso’; en el tarot el 13 es la muerte”.

 

Rastrear por qué el martes es un poco más complejo ya que, además, en las culturas anglosajonas la mala suerte llega con los días viernes 13, no con los martes.

 

“Los viernes eran días de festividad donde se agasajaba a la diosa romana Venus, era el día de la femeneidad, del culto a la fertilidad, cuando las civilizaciones patriarcales y judeo-cristianas se impusieron relegando lo femenino, comenzó a ser mal visto el viernes”, sintetizó el numerólogo.

 

Y concluyó: “Lo importante es saber que somos nosotros quienes asociamos estos días a la mala suerte, que no hay corrientes negativas; ahora bien, si la persona se encuentra inconscientemente predispuesta puede que atraiga a la negatividad”.