Medina: “El error fue conformar alianzas con sellos que no tienen votos”

En declaraciones a El Observador, el ex intendente de Basavilbaso y ex senador provincial, Ángel Medina (UCR), opinó que la dirigencia radical “debe reconocer que en los últimos años se ha equivocado” y remarcó que “siempre he sido un crítico de las cosas que se hicieron mal, pero nunca fui escuchado. Soy radical desde que estaba en el vientre de mi madre y me duele entrar al cuarto oscuro y encontrarme con una boleta a la que teníamos que votar los radicales sin la identificación que nos enseñaron Leandro Alem, Hipólito Irigoyen, Moisés Lebenshon, Arturo Illia y el mismo Raúl Alfonsín. Históricamente, teníamos en la boleta del partido el número 3 y nuestro escudo, que desgraciadamente hemos dejado de usar”. En ese marco, opinó que “el radicalismo cometió el error de conformar alianzas con sellos que no tenían, ni tienen votos y que se nos quedaron con cargos en la Legislatura. Debemos volver a ser UCR e incluso se le tendría que exigir a los radicales traidores, que dejen de ocupar un lugar en el padrón de afiliados, si ellos no quisieron ser más del partido. Y si somos pocos, que seamos pocos, pero íntegramente radicales. En Entre Ríos, en esta próxima gestión, habrá 17 senadores justicialistas y ese partido tendrá mayoría en la Cámara de Diputados y eso se dio, porque nosotros nos equivocamos. Debemos volver a las bases y tienen que desaparecer de las candidaturas 4 ó 5 nombres que siempre están prendidos para obtener un cargo. Hay que saber reconocer los errores y algunos, tienen que dejar de lado la soberbia”. Medina agregó que “la derrota en Basavilbaso fue por el ‘coletazo’ de lo que pasó en la Nación y en la provincia. Los candidatos que tenía el radicalismo en la ciudad eran excelentes, llevamos lo mejor que había, Daniel Rinaldi (ex postulante a la intendencia) está terminando un muy buen mandato como concejal, fue el único de los ediles que salió con mucha valentía a luchar contra la inseguridad y la droga, que son 2 problemas acuciantes para la sociedad. Él realizó desde la oposición una tarea muy valedera, pero los candidatos provinciales radicales no traccionaron votos y eso, se sintió. Atilio Benedetti, quien es un amigo, antes de jurar como diputado nacional, en 2009, ya estaba diciendo que quería ser candidato a gobernador en 2011. Eso no cae bien, porque a los pocos días de haber sido elegido como legislador, ya estaba pensando en su próxima candidatura. La ambición, hay que dejarla de lado y que las situaciones se vayan dando solas”. Sobre su participación en la política, el ex presidente municipal dijo que “voy a seguir hasta que mi familia y mis amigos me tapen con tierra. Mis padres me enseñaron a ser radical, lo seguiré siendo y voy a acompañar desde el lugar que me toque. Tuve la suerte de ser el único intendente radical de este pueblo y la mayor alegría que me dio la política es el respeto que me gane en la gente. Sigo siendo medio pobre, ando en las calles como siempre y nadie me señala nada, que hoy es un capital importante, cuando se habla tan mal de la política y de los políticos”. Sostuvo que “Basavilbaso es un pueblo en el que el 70% de los votantes son justicialistas. Cuando gané, la gente votó en la Provincia y en la Nación al PJ, pero cortó boleta y me eligió con el 52%”.

A las autoridades entrantes les deseó lo mejor y dijo que “deben dejar la soberbia de lado y hablar menos del pasado. Estamos en 2011, yo fui intendente de 1995 a 1999 y pese a que pasó mucho tiempo de eso, si hay algún pozo en una calle, desde el justicialismo dicen ‘a eso lo dejó la gestión de Medina’, así no se gobierna, pensemos para adelante y más con todas las ayudas que se reciben hoy en día. Cuando me tocó gobernar esta ciudad, no teníamos el Fondo Solidario de la Soja, ni nada de eso, es más, de la coparticipación, lo más que me llegó fueron en aquel tiempo $ 40.000 y de sueldos tenía que pagar $ 60.000” .

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.