Kunath explicó en qué ayudaría la “emergencia en violencia de género” aprobada por el Senado

Kunath [1600x1200]Visitó el “Centro Periodístico de Entre Ríos”, con sede en Crespo, la senadora nacional Sigridt Kunath (Frente para la Victoria-Entre Ríos), quien en diálogo con el Cont. Fernando A. Huck, director de El Observador, contó sobre los temas legislativos más importantes que están abordando en el Congreso e hizo principal hincapié en la lucha contra el flagelo de la droga y la “violencia de género e infantil”.

 

– Ha impulsado proyectos y trabajado como funcionaria y ahora como legisladora en la temática de la violencia de género, ¿qué análisis realiza de los avances que hubo en la lucha contra este flagelo?

– Hubo avances importantes, no solamente en lo relacionado a la “violencia de género”, sino a otros tipos de violencias, como la infantil. En Entre Ríos se generó un protocolo interinstitucional e interministerial para el abordaje articulado de cada una de estas cuestiones y este espacio se fue fortaleciendo. Días pasados, se logró la media sanción, en el Senado de la Nación, de la “declaración de la emergencia en violencia de género”, que seguramente será tratada a la brevedad en la Cámara de Diputados y que hará que la provincia adhiera y se pueda seguir avanzando aún más. Algunas de las cuestiones que se reclaman con esta declaración, en la provincia ya se vienen llevando a cabo, como el hecho de que existan refugios para víctimas de violencia de género, para que puedan ser contenidas junto a sus hijos, mientras por vía judicial, se ve cuál es la solución para que el agresor sea el apartado de la casa.

– ¿Alcanzan esos refugios que hay en la provincia?

– En Paraná existe un hogar que está bajo la órbita del gobierno provincial y que fue construido en la gestión anterior, del Consejo Nacional de las Mujeres. Tiene capacidad para 30 personas y no está ocupado permanentemente en su plena capacidad. Hay un protocolo de funcionamiento, que prevé también la posibilidad de que se alojen niños, con un plazo máximo de estadía, que puede ser prorrogable por razones fundadas. Existe un lugar similar en Colón y otro en Villaguay, que ha sido un esfuerzo del gobierno municipal de esa ciudad y otros pequeños dispositivos en otras localidades, que hacen que se pueda trabajar en red, sabiendo que hay herramientas que están activas para la protección de las mujeres víctimas de la violencia. En general vemos que hay una enorme preocupación a todo nivel de lo que sucede con este flagelo en nuestra sociedad, que atraviesa a los diferentes estamentos, que no distingue estratos sociales, culturales, ni económicos…

– Las estadísticas marcan que hay cada vez más casos de violencia…

– Hoy pareciera que hay más casos o que existen con mayor virulencia, pero es porque se denuncian más. Durante mucho tiempo fue algo de lo que no se hablaba, que se escondía puertas adentro, reinaba el “no te metas” o se escuchaba “entre ellos después arreglan y vos quedás mal si te metés”. Todo eso fue cambiando…

– Preocupa la desobediencia judicial, cuando se restringe a un agresor acercarse a la víctima, pero muchas veces es difícil de cumplir en la práctica… 

– El pedido que hacemos es que cuando existe una desobediencia frente a una medida que es dictada desde el Poder Judicial, sea considerado como delito. En esto quiero ser prudente y no generalizar, pero pareciera que existiera una mirada que minimiza las situaciones de género, que no se las considera muchas de las veces como lo que son, delitos y nosotros legislativamente tenemos que acompañar. Y si hay una violación de una restricción perimetral, se aplique la sanción y se le dé, precisamente a este tipo de situaciones, la gravedad que tiene.

– ¿Están en desacuerdo con la “probation” para los casos de violencia de género?

– Nosotros presentamos un proyecto que tiene media sanción. No es lo mismo tratar la probation para determinados delitos, que para aquellos que son cometidos por violencia de género. Es un proceso que viene muy bien para determinados hechos, pero frente a una situación que la víctima está en una absoluta situación de desigualdad frente al agresor, plantear este tipo de soluciones, nos parece que no corresponde.

– Ha trabajado en un proyecto para que la temática de la violencia sea abordada en las escuelas, ¿tuvo eco su pedido?

– El proyecto está siendo trabajado conjuntamente con otro que ha presentado la senadora Blas (Frente para la Victoria-Catamarca) y que prevé incorporar un contenido curricular, para la perspectiva de género e incluir conceptos que tengan que ver con la tolerancia, con la no violencia. Entendemos que si no trabajamos sobre el agresor y en desarmar patrones culturales que muchas veces son el trasfondo de las violencias de género, estamos ocupándonos de una parte. Creemos que este proyecto se transformará en ley, la semana pasada ya fue tratado en la comisión correspondiente.

– Así como crecen las denuncias por violencia familiar, también hay cada vez más casos de abuso a menores…

– Sí, hay una enorme cantidad de casos. A partir de empezar a trabajar esta problemática desde el Consejo de Prevención de Violencia, uno va tomando contacto con organizaciones y con personas que han pasado por este tipo de situaciones lamentables. Imagínense el dolor que pasaron cuando eran niños o adolescentes, que estaban creciendo y recibieron este tipo de vulneración de derechos, con la terrible consecuencia que les generó. Nos pareció en su momento que este tipo de delitos, frente a los institutos que se plantean desde el derecho penal, debían tener un tratamiento especial. Si bien hay una nueva ley, que fue aprobada en octubre del año pasado y publicada en noviembre, hay poco conocimiento de la misma. Se organizó días pasados la jornada de debate denominada “Ley de respeto a los tiempos de las víctimas y su aplicación”, para la cual invitamos a organizaciones, a personas del derecho, a médicos y especialistas, para tener todas las miradas a poco tiempo de entrar en vigencia esta ley, pero también para ayudar a que se difunda esta herramienta.

 

Narcotráfico y drogadicción

 

– Usted está a cargo de la Comisión de Seguridad Interior y Narcotráfico en el Senado, una temática siempre compleja…

– Puntualmente dentro de la agenda de la comisión, estamos analizando y trabajando en un proyecto que remitió el Poder Ejecutivo y que tomó como base una media sanción que tenía en el Senado, que penaliza el desvío de precursores químicos para la fabricación de drogas. Existen ciertas sustancias que son de curso legal, que incluso tienen otro tipo de usos, pero que son desviadas para la producción de estupefacientes y son introducidas de manera irregular al país. No es que antes no era sancionado, sino que se hacía una interpretación por vía jurisprudencial para que tuvieran tipificación legal.

– ¿Hacen falta más castigos para quienes venden drogas?

– Si hay que revisar alguna legislación, ahí estaremos atentos para ver qué se puede hacer. Muchas veces la legislación está y existen jueces que pudiendo tomar una medida más dura, toman una dentro de sus posibilidades…

– En Entre Ríos se aprobó en 2007 la Ley 9.783, de adhesión a la ley nacional 26.052 desfederalización de la lucha contra la droga, pero nunca se puso en vigencia… 

– En la provincia la adhesión a la Ley nacional 26.052, fue para poder llevar adelante lo que denominamos el narcomenudeo y que es la investigación en sede provincial de estas situaciones de menor cuantía (Quedó sin aplicar por un decreto del entonces gobernador Jorge Busti, que la suspendió por 90 días). Luego se aprobó la Ley de Narcomenudeo (N° 10.329), pero existió una declaración de inconstitucionalidad de parte de la Justicia Federal. En definitiva, esta es la situación, pero no significa que en esta provincia no se esté haciendo nada al respecto. Por otra parte, vemos que en el gobierno nacional no hay una posición uniforme tomada. Hemos preguntado insistentemente tanto al ministro de Justicia y a la de Seguridad, sobre cuál era la postura en el tema del narcomenudeo, de habilitar la adhesión de las provincias a esta ley nacional. Hay lugares donde la aplicación ha sido una experiencia exitosa y otras no tanto…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.