José Zuluaga: “Nunca los caminos se hacen para atrás, sino hacia adelante”

Integrantes del vecinalismo de diversas localidades mantuvieron un nuevo encuentro en esta localidad días atrás. La finalidad es darle forma a una Confederación de Vecinalistas “integrada por independientes, peronistas, radicales, socialistas y todos los ciudadanos que no se sientan representados por las expresiones tradicionales”.

El ex intendente de esta localidad, José Zuluaga, intervino en este encuentro y le comentó a El Observador: “Queremos formar un grupo sólido con políticas comunes entre quienes lo integremos. En esta reunión, que convocó más de 50 dirigentes de Entre Ríos, se escucharon propuestas diversas. La intención es también salir de la falsa opción que nos han puesto los políticos actuales: Macri o Cristina. Queremos que exista otra vía. Cada una de las formas ha tenido sus aciertos y errores, pero pretendemos apostar para el futuro. Nunca los caminos se hacen para atrás, sino hacia adelante. Fue un encuentro donde los que estamos cercanos a  esos espacios vecinalistas, aprendimos mucho. El camino precisamente es aprender y volcar en políticas locales, las respuestas que a veces no vienen desde arriba. Empezar con el vecino a fabricar políticas locales”.

Consultado si habrá posibilidad de contar con un candidato a gobernador el año venidero, Zuluaga dijo que “eso se verá una vez conformada la liga de vecinalistas, pero la ley electoral que promueve el oficialismo en acuerdo con el PRO, es prohibitiva para las expresiones locales. Esto se debe a que exigen que tengas conformado candidato a intendente y concejales en todos los departamentos. Está hecha para los espacios de poder y la política tiene que ir hacia la participación no hacia la exclusión, pero no quita que haya un espacio de discusión a nivel departamental con senadores y diputados”.

El vecinalismo ha ido ganando terreno en la provincia. A las claras están los resultados de las elecciones donde cada vez más municipios se tiñeron con ese color. “Pienso que este factor se debe a que, en parte, la gente busca otras opciones al margen de las tradicionales. También existe un gran descreimiento de las clases políticas. Por ejemplo la actitud que tuvieron los legisladores nacionales de todos los colores políticos, donde luego de aplicar el tremendo tarifazo (que se puede discutir si es una herramienta necesaria o no), fueron a cambiar apurados sus pasajes de viáticos por dinero. Entonces no hay un mensaje positivo hacia la gente y eso hace que uno empiece a descreer de la clase política y empiece a ver en el vecino un compañero para atacar los problemas. Hay gente que se sienta en el poder y hace 25 años vive del Estado. Se parece más a un título de la nobleza que a un ámbito de discusiones políticas, donde debe existir un lógico y natural recambio”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.