Importantes recomendaciones sobre cómo llevar a los niños en los autos

0
1

sillas autosEstudios sobre seguridad vial revelan que 2 de cada 3 niños viajan en los vehículos sin cumplir con las normas de seguridad exigidas por la ley. Llevarlos en el asiento trasero y en sillitas adaptadas es fundamental para resguardar sus vidas, pero muchos padres, no lo cumplen lamentablemente. Si se utilizarían esos dispositivos, especialistas aseguran que se podrían evitar 3 de muertes de niños en siniestros viales y 9 de cada 10 menores lesionados en iguales circunstancias.

La Sociedad Argentina de Pediatría redactó en su momento un manual de prevención de accidentes, dejando sentado que en la mayoría de los casos, los choques “son producto de la imprevisión o franca negligencia de los adultos”.

La médica crespense Dra. Alejandra Dubs, visitó esta semana el “Centro Radial, Televisivo y Periodístico de Entre Ríos”, donde en diálogo con El Observador y con el programa “Crespo en Vivo” que Valeria Torresin conduce por Canal 2 CVC, señaló que “como pediatras, no solamente tenemos que ayudar a la mamá, cuando sus hijos se enferman, sino que también una parte muy importante de nuestra tarea en el consultorio es la prevención, que es un término muy amplio. Y entre los actos preventivos, están los que necesariamente hay que realizar, cuando viajamos en auto con un menor. Hacemos principal hincapié en el uso de las sillas y sujeciones especiales que se debe tener en el auto. El niño mayor de 12 años, con más de 36 kilos, puede ir sentado al lado del conductor con cinturón de seguridad como el del adulto, los de menos de edad, tienen que viajar en el asiento trasero”.

Dubs acotó que “más allá de que está prohibido por la ley, llevar a un niño en un vehículo sin las medidas de seguridad es una negligencia; el responsable directo de que a ese chico le suceda algo dentro del auto, es el mayor que lo está acompañando. Si alguien los lleva en la falda, es un grave error; lo primero que se produce ante un impacto, es que quien lo tiene, levanta los brazos y el niño, irá a golpear con su cabeza contra el vidrio y esto, hasta circulando a pocos kilómetros por hora. Hay un dato a tener en cuenta: el 70% de los accidentes en Argentina, ocurren a menos de 15 km. del lugar donde vive la persona que participó del siniestro o sea que ni siquiera hay que subir a la ruta para que el riesgo esté presente. Ante un choque, todo lo que está suelto, inclusive los niños, se mueve, vuela y golpea, entonces es necesario y vital que estén sujetos como corresponde”.

La profesional contó que “hay 5 formas de sillas, una para los bebés de 0 a 9 meses, quienes siempre deben ir mirando hacia atrás en el vehículo, porque en caso de un impacto, su columna lo va a sentir menos. Hay de otro tamaño, para niños de hasta 13 kilos, que también deben viajar en la misma posición que la anterior; de 1 a 4 años, ya se requiere de una colocada hacia adelante, incluso hay vehículos que tienen el sistema IsoFix, con trabas debajo del asiento para engancharlas; de 4 a 6, es otro tipo de sillas y una diferente para los chicos un poco más grandes, diseñadas según el peso. Si va sujetado solamente con el cinturón de seguridad, seguirá siendo un riesgo”.

 

El peligro de dejarlos solos

 

Especialistas en seguridad vial además recomiendan que es muy peligroso dejarlos solos a los niños en los vehículos, ni siquiera por unos minutos. Generalmente observan todo lo que hace la persona que maneja y pueden hacer accionar distintos mecanismos, con el consiguiente peligro que eso lleva. Por ejemplo, bajar los vidrios y sacar la cabeza por la ventanilla, del lado del tránsito o tirar objetos a la calle o a la vereda y querer ir a buscarlos; abrir la guantera, donde se guardan toda clase de elementos, algunos muy peligrosas o accionar el encendedor del vehículo, que es un objeto capaz de producir serias quemaduras y un incendio con graves consecuencias.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here