El gobierno busca que científicos entrerrianos vuelvan del exterior a la provincia

0
2

A través del programa nacional Red de Argentinos Investigadores y Científicos en el Exterior (Raíces), el gobierno provincial lleva adelante gestiones para que científicos que están en el exterior regresen a Entre Ríos y se inserten en ámbitos de investigación e innovación tecnológica. Para ello, la Subsecretaría de Ciencia y Tecnología utiliza bases de datos, articula ámbitos e instrumenta operatorias que promueve la repatriación de investigadores y especialistas argentinos.

“La economía del conocimiento requiere el desarrollo de recursos humanos altamente capacitados y la comunidad de científicos y tecnólogos argentinos en el exterior podría ser un recurso de alta importancia para desarrollar economías basadas en el conocimiento. Es parte del fundamento del programa Raíces y de lo que Entre Ríos se hace eco en cada una de las gestiones que realiza”, aseguró la subsecretaria de Ciencia y Tecnología, Luisina Pocay.

 

El programa Raíces cuenta con líneas de acción que responden a las recomendaciones de lo que desde la teoría se denominan enfoques brain gain (fuga de cerebros) y brain circulation (circulación de cerebros), además de emplear instrumentos destinados a la promoción de la vinculación de científicos en el exterior, realizar estancias cortas de investigación en el país, promover el retorno y el ofrecimiento sobre posibilidades de trabajo en la Argentina. Cada una de estas líneas de trabajo son partes de una política de Estado que la ley 26.421 las declara como tal en el marco del programa Raíces.

 

Desde 2003, Raíces logró el retorno de 820 científicos al país de los 6.000 que se estiman que están fuera de Argentina. La mayor cifra registrada desde que comenzó el proceso de pérdida de cerebros en nuestro país. Esta articulación no es menor, porque además, el programa concretó acuerdos de cooperación con empresas del sector privado y fundaciones para la difusión de oportunidades de trabajo.

 

“El programa Raíces es un instrumento dinámico que puede adecuarse a nuevas necesidades, pero resulta de fundamental importancia sumar a otros actores sociales para potenciar la integración de los científicos en las actividades locales de producción de conocimiento”, aseguró Pocay.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here