Dr. Cormillot explicó cómo combatir la obesidad y pidió que haya programas sobre alimentación en escuelas

0
119

El famoso profesional Dr. Alberto Cormillot, médico especialista en nutrición y obesidad, docente, escritor y conferencista, afirmó en diálogo con Jésica Roth en “Diario 6” de Canal 6 ERTV, que el argentino se alimenta mal. “Por ejemplo, consumimos más del doble de la cantidad de azúcar recomendada, que son 50 gramos por día. Somos además, uno de los países que más ingiere bebidas azucaradas. Los resultados de la última encuesta de factores de riesgo, que se hizo el año pasado, dan que casi el 62% de los argentinos tiene exceso de peso (25,4% con obesidad y 36,2% con sobrepeso), que el 37% son hipertensos y 12% tiene diabetes. Más allá que mucha gente se cuida, algunos lo hacen de lunes a viernes y comen del viernes a la noche hasta el domingo a la tarde, mucho más de lo que se puede”.

– ¿Falta más educación, concientización…?

– Hoy vemos que hay como una especie de combate entre la publicidad que dice que uno tiene que comer, porque es rico y otra, que hay que adelgazar y se presentan dietas mágicas, de moda, que se ve en los medios masivos o en las redes sociales. Nosotros sugerimos que los padres se junten en los colegios y vean cómo pueden hacer fuerza en conjunto, para que se organicen reuniones e inviten a especialistas que puedan brindar talleres y charlas, para que sus hijos vayan tomando conciencia sobre su cuerpo, sobre el respeto que hay que tenerle y la importancia de una buena alimentación. Hoy en la currícula de las escuelas, no hay materias que traten sobre eso. Y como no está oficialmente impuesto, lo pueden acercar como inquietud, para que se asesore a los chicos con ese tema y así, como se aborda el tema de las drogas o alcohol, se deberían promover programas sobre alimentación.

– En Crespo, una persona de 250 kilos necesitaba asistencia, los enfermeros no podían asistirla y debieron llamar a los bomberos: ¿Falta también mejorar en ese aspecto?

– Es muy común, porque en Argentina y en la mayoría de los países del mundo, no hay sistemas y dispositivos para manejar a los pacientes de gran sobrepeso, no hay ambulancias, ni camillas adecuadas. El Estado lo debería tener, porque es difícil que lo haga un particular. Para un municipio grande, quizás puede ser una posibilidad, la de comprar una unidad que pueda movilizar a estas personas, pero también hay que adecuar el amoblamiento de los hospitales, los sanitarios, el entrenamiento del personal que va a tratar a esa persona con una obesidad tan grande…

– ¿Es clave eliminar las “comidas chatarras”?

– Eso está escrito, lo que complica es que el Estado está empantanado en ese sentido, no toma decisiones respecto a la obesidad. Se debería tener un plan de alimentación, para que quien hace producción primaria, sepa qué realmente le conviene plantar por ejemplo, un árbol de naranja, porque dentro de 5 años va a haber una política de apoyo para las frutas o verduras. Y tiene que haber una regulación en las industrias, respecto a la cantidad de azúcares, harinas, grasas, sal…

– La semana pasada falleció un hombre de 34 años, con más de 300 kilos, quien había ganado el reality “Cuestión de Peso” en 2007. Como uno de los responsables del equipo de especialistas del programa, ¿qué nos puede decir?

– En el país tenemos 30.000 personas que mueren por año a causa de la obesidad. Pero toman estado público solo algunos, los más conocidos o los de mayor cantidad de peso. La realidad es que el chico murió con 300 kilos, que no es un peso compatible con la vida…

– ¿Cómo se llega a ese peso? ¿El entorno es fundamental?

– ¿Quién le dio la comida, las 3.000 o 4.000 calorías para llegar a ese peso…? El paciente se pone difícil, se enoja, grita, por lo que le traen la comida y así, se entra en una situación de la cual no es fácil salir. De afuera, uno lo puede identificar fácilmente, pero desde adentro, a la familia le cuesta mucho trabajo, porque no saben cómo manejarse, porque son personas que tienen un hambre que se sale de control, porque tienen alterado el sistema de regulación de peso. Son varios sistemas que están desregulados. Lo podemos comparar con una persona que tuvo un infarto y después sigue fumando. Las enfermedades crónicas tienen la tendencia a que a cada rato pueden tener un brote. Algunas personas se recuperan para siempre y a otras, les cuesta mucho trabajo lograrlo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here