Diamante: La Escuela Técnica N° 1 celebrará su 79° aniversario el miércoles 27 de agosto

0
27

1427-DIAMANTE.Escuela TécnicaLa Escuela de Educación Técnica (EET) N° 1 de esta ciudad, cumple 79 años de su creación este miércoles 27 de agosto. Por tal motivo, El Observador dialogó con quien desde hace algunos días es la rectora de la institución, Prof. Elsa Quiroz, aunque ya trabajaba en la entidad educativa desde hace 15 años. La docente destacó el rol de la Cooperadora y señaló que la entidad cuenta con una matrícula de 400 alumnos de esta ciudad y de las aldeas aledañas, como Valle María, Brasilera y Spatzenkutter.

Para celebrar este nuevo año de vida institucional, se realizará un acto académico a partir de las 8.00 de este miércoles y una caminata por las calles principales de la ciudad. Posteriormente, se llevarán a cabo diferentes juegos recreativos con los estudiantes hasta las 16.00. Para la ocasión, están invitadas las autoridades de la Dirección Departamental de Escuelas, entre otros funcionarios del orden local.

Sobre sus primeros pasos al frente del establecimiento, la rectora explicó que “encontré una escuela organizada y comprometida, con una realidad diferente a otras instituciones. Esta es una institución compleja, tiene muchos estudiantes y tres especialidades, Electromecánica, Maestro Mayor de Obra y Administración. Por eso lo fundamental es el personal comprometido que tenemos para hacer que todo funcione de la mejor forma, dentro de lo planificado”.

Por otro lado, Quiroz, destacó el rol de la Cooperadora escolar y reconoció que “si bien es muy breve el tiempo que estoy al frente de la institución, los padres están organizados y trabajan muy bien, se acercan continuamente. Además van a solventar el almuerzo del cumpleaños de la escuela para todos los estudiantes”, valoró.

En relación a lo edilicio, la rectora de la Escuela Técnica explicó que “tenemos dos partes que están divididas por una calle; una pertenece al sector de talleres y es una estructura antigua que necesita ser refaccionada y donde está la formación general que es más nueva. Ahora lo que necesitaría refacciones en primer lugar, son los baños”.

Finalmente, la docente adelantó que su objetivo “está centrado en el estudiante y siempre en relación al conocimiento porque para eso vienen a la escuela. Es la única herramienta que les va a permitir tener una vida digna en el futuro y poder emprender diferentes caminos. A los padres les digo que tengan confianza, porque vamos a hacer lo mejor para sus hijos y las puertas seguirán siempre abiertas”.

Historia

En la década del 30 fue una época favorable de evolución en todos los órdenes para Diamante. El puerto, el ferrocarril, el Regimiento 3 de Artillería entre otros, brindaban a la ciudad un bienestar económico que se trasladaba a las actividades comerciales, industriales, de construcción, entre otras, pero era necesario crear un ámbito para dotar a la juventud de una adecuada preparación para aprovechar las bondades de esa situación. Se necesitaba contar con un colegio secundario y dada las características del momento, que tuviera orientación a oficios, con la finalidad de proveer de mano de obra especializada.

Se gestionó ante los legisladores su creación y se presentó en 1934, con la firma del diputado José María Garayalde, un proyecto en el Congreso Nacional que lo solicitaba, cuyo expediente entró a comisión, donde no fue fácil superar las diversas instancias, sobresaliendo entonces las gestiones de los legisladores entrerrianos Dr. Pedro Radío y el ingeniero agrónomo Juan Francisco Morrogh Bernard. De esta manera el 27 de agosto de 1935 se logró que el proyecto se convirtiera en ley, creándose la Escuela Nacional de Práctica de Oficios, la que fue incluida en el presupuesto nacional del año siguiente.

Durante 1936 el Ministerio respectivo aprobó los programas y estructura de la entidad, designando al mismo tiempo a su primer director, el ingeniero maquinista de 1ª Agustín Dubini, quien se instaló en Diamante comenzando su organización, para que al año siguiente se pudiera comenzar con las actividades escolares. Se llamó a licitación por un local y se fue integrando el cuerpo docente, comprendiendo la enseñanza de aula y talleres, en sus especialidades de carpintería (blanca y de ribera), mecánica, herrería, fundición y sección de dibujos. Todo estuvo listo y el 1º de abril de 1937 la flamante escuela abrió sus puertas en el histórico edificio de calle Sarmiento y Buenos Aires (actual Dr. Malespina), matriculando casi a 100 alumnos. En mayo se fundó la biblioteca del establecimiento, mientras que en noviembre se realizó la primera muestra de los trabajos desarrollados durante el ciclo lectivo. Al año siguiente, el 16 de julio se fundó la Asociación Cooperadora, que solidariamente ha acompañado y apoyado desde entonces el funcionamiento de la institución.

Con el paso de los años la escuela se constituyó en el hacedor de gente preparada que hacía realidad el sueño de sus fundadores, como nos muestra su historia llena de acontecimientos y de las biografías de quienes pasaron por sus aulas, tanto docentes como alumnos. (Colaboración del historiador diamantino, Ricardo Brumatti).