“Día del Padre”: Carlos Sigvardt y las historias de vida en el Hogar “N. Amanecer” de Crespo

0
341

Este domingo se celebra el “Día del Padre” y a modo de homenaje, invitamos al “Centro Periodístico de Entre Ríos”, a Carlos Sigvardt, docente, director departamental de Escuelas de Nogoyá y director general del Hogar Nuevo Amanecer de Crespo, donde viven chicos con discapacidad, que están a su cuidado. En diálogo con el Cont. Fernando A. Huck, director de El Observador y conductor del programa “Grandes Reportajes” de Canal 6 ERTV, Sigvardt contó sobre su historia de vida, pero también repasó temas actuales sobre educación, disciplina, valores y otros temas. 

– Más de 25 chicos han pasado desde su creación por el Hogar, algunos de los cuales hoy tienen su propia familia y que lo han transformado en “abuelo del corazón”, ¿qué sensaciones le deja lo vivido en estos 32 años que tiene la entidad?

– Me deja muchas emociones y hermosos recuerdos. Cuando comenzamos, el 10 de mayo de 1987, estaba la figura del “padre sustituto” y con mi esposa (Susana Meccia, fallecida hace 8 años) desarrollamos ese rol en el Hogar “Nuevo Amanecer”, que en ese momento dependía del Consejo Provincial del Menor. En la actualidad estamos adaptándonos a los tiempos que corren. Luchamos siempre por la integración en la comunidad y en eso, Crespo ha sido muy receptivo. Tenemos un excelente vínculo con la comunidad, se creó por ejemplo el grupo Los Horneros, conformado por jóvenes con discapacidad y esto ha ayudado a que se integren dentro de la sociedad. Pero además, concurren a natación, realizan actividades deportivas y hay un proyecto impulsado por el Dr. Ball y su señora, que es concretar un centro de día para que estos jóvenes puedan desenvolverse laboralmente…  

– ¿Hay posibilidades de sumar más chicos al hogar?

– Siempre nos hemos manejado entre 8 y 10 chicos, para una correcta atención. En la provincia hay una problemática, que es una demanda intensa por estos hogares. En nuestro caso, recibimos 1 ó 2 llamados por mes por personas que quieren ingresar. Recientemente llegó una señora que había quedado sola en el campo, con su hijo de 39 años, con una discapacidad profunda y estaba angustiada de qué iba a ser de él cuando ella faltara. Esta es una realidad que no debemos desconocer como sociedad, hay chicos que necesitan la protección del Estado o de la sociedad.

– ¿Cómo los describiría a los chicos que formaron parte o integran hoy el Hogar?

– Son mi familia… Desde su creación, aproximadamente unos 25 chicos han pasado y si me preguntan qué le he dado, más que nada tiempo y cariño… Han tenido las atenciones que les hemos podido dar y hoy, pueden vivir en un nuevo edificio, de primera categoría, logrado con el apoyo del futbolista crespense Gabriel Heinze y de la familia Jacob, que donó el terreno. Donde estuvimos durante 25 años era prestado por dos empresarios de Buenos Aires y anhelábamos el edifico propio…

– Es licenciado en Educación, profesor y capacitador de docentes y difusor de la “Educación Emocional”, área en la que brinda charlas y conferencias, ¿por qué cree que sigue creciendo esta disciplina?

– En el siglo XX necesitábamos preparar personas para oficios o profesiones, pero hoy en día no sabemos el oficio o profesión que va a tener el chico. Por lo tanto, hay que propiciar la creatividad, curiosidad, el valor del esfuerzo… Del éxito de una persona, el 80% es por su esfuerzo. Hoy, un chico de 10 años tiene la misma información que una persona de 70 hace 50 años atrás. Hablamos de información, no conocimiento, que muchas veces no es fidedigna, entonces la escuela debe enseñar a construir conocimientos con esa información y la verdad, es una tarea titánica. Ahora es al revés de antes, la habilidad emocional ha derribado ese mito.

– Hoy se habla mucho de las emociones a la hora de la enseñanza…

– Desde pequeño el niño debe aprender a identificar las emociones, cuando se siente triste, por qué se siente así y cómo neutralizar eso, que es una herramienta fundamental. Hoy vemos muchos chicos estresados a muy baja edad, por eso la importancia de que pueda disfrutar el tiempo del deporte, la cultura, la amistad, desarrollar valores como la solidaridad… si un chico desde pequeño distingue cómo se siente y lo puede poner en palabra, esto alivia su pasar y todas esas herramientas, son enseñables. La autoconfianza en uno mismo es aplicable desde pequeño. Quienes triunfan son los que aprenden a superarse a sí mismos…  

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here