Crespo: Pastores preocupados por suicidios y por festejos de “Hallowen”

0
1

hallowenEl trágico fallecimiento de una joven y otros casos de muertes por propia voluntad que se registraron en Crespo, motivaron que en distintas Iglesias se aborde con mayor énfasis esta problemática, que lógicamente genera una gran preocupación en la comunidad. Al respecto, el Pastor Antonio Penella de la Iglesia Comunidad Cristiana, contó a El Observador que en los últimos encuentros que mantuvo con pastores de otras Iglesias, se habló sobre esta temática en particular y remarcó que “si bien no tenemos una estadística en Crespo, sí vemos por ejemplo que en otras ciudades, el suicidio toca a muchos adolescentes. Aquí involucró a jóvenes, pero también a gente anciana y adulta, por lo que comenzamos a analizar estas situaciones… Nosotros reafirmamos que la vida vale muchísimo y que no tiene precio… Lo que está pasando es una cuestión a considerar, podría enumerar algunas razones, como que en la ciudad está habiendo distintas prácticas espirituales, que no vienen de Dios y que influyen en la conducta de las personas e influencian para tomar decisiones atípicas como éstas. Y muchas veces nos preguntamos: ‘¿cómo reaccionó así…?’ Y es porque hay una influencia espiritual que lleva a las personas a tomar esas decisiones. El diablo vino para robar, matar y destruir y Jesús, para deshacer esas obras. Está muy clara la batalla que vivimos, que luego se manifiesta en nuestras actividades diarias”.

En ese marco, Penella también hizo referencia a los “festejos” por Hallowen y lamentó “cómo desde algunos sectores se difunde y se desarrolla esta actividad y cómo la gente abraza las mismas. Nosotros afirmamos que no es algo simplemente que la gente pueda tomar con toda informalidad de decir, ‘total nos divertimos’, es un festejo del ‘Día de las Brujas’. Se cree que no afecta la vida de las personas, pero esto no es así, tiene una connotación muy fuerte en el ámbito espiritual. Es una actividad satanista. Después muchos no saben porqué sus hijos se deprimen o vienen con ciertos planteos o porqué los adolescentes se suicidan… Es un ‘festejo’ que en realidad no tendría que tomarse como tal y todos, deberían tratarlo seriamente, como un tema clave en nuestras vidas. La Iglesia predica el Evangelio, que es la buena noticia, en cambio ellos predican su propio Evangelio. Algunos entran en ese juego, en esa diversión, que es muy diferente a lo que Jesús vino a anunciar y como consecuencia de todo eso, en lugar de tener vida, hay muertes, temores, fracasos y personas destruidas”.