Crespo: Pastores Dorsch, Penella y Pfaffenzeller dejaron su mensaje por Semana Santa

0
34

Los pastores Darío Dorsch (Iglesia Evangélica del Río de la Plata), Antonio “Tony” Penella (Iglesia Comunidad Cristiana) y Daniel Pfaffenzeller (Iglesia Evangélica Luterana), en diálogo con el Cont. Fernando A. Huck, director de El Observador y conductor del programa “Grandes Reportajes” de Canal 6 ERTV, explicaron a la audiencia el origen, el significado y la actualidad de una de las 2 fechas más importantes que el mundo cristiano sigue recordando.

– ¿Entiende la juventud y la sociedad en general, qué es la “Semana Santa” o para la mayoría es sinónimo de vacaciones y ocio?

– (Dorsch) Para la cristiandad en general, esta fecha y Navidad, siguen siendo las 2 más importantes y a eso lo vemos reflejados en nuestros templos. Semana Santa llama fundamentalmente a la reflexión. Mucha gente, quizás no concurre a los cultos o misas durante el año, pero sí lo hace durante esta semana. En el caso de la Iglesia Evangélica del Río de la Plata, en Crespo, cada Viernes Santo, desarrollamos las actividades en el Salón Esperanza y llegamos a las 900 personas…

– (Pfaffenzeller) Mucha gente define la paz como ausencia de problemas, pero la paz del cristiano es Cristo. Esta semana nos enfocamos en el ministerio de la cruz. Jesús  murió un viernes a la tarde, estuvo el sábado en la tumba y resucitó el Domingo de Pascua. A veces se duda de la Palabra de Dios, pero casi todo ha sido comprobado: se encontró el Arca de Noé, el Ejército debajo del Mar Rojo… es tan sencilla la palabra de Dios…

– (Penella) Resurrección quiere decir “Vida Nueva”. Todo lo que Cristo sufrió, tiene que ver con el proceso de destrucción del viejo hombre, ese que desobedeció a Dios, que produjo el pecado y precisamente la muerte destruyó el cuerpo del pecado, a partir de su sepultura y resurrección. La Biblia nos va conduciendo hasta que llegamos a donde Dios se despoja, se humilla así mismo, hasta la muerte en la cruz. Y la Pascua revela el hecho de todo lo que Cristo hizo por nosotros, que tuvo un objetivo. Nosotros éramos los culpables, los condenados, pero Cristo tomó nuestro lugar y él mismo se ofreció delante del Padre…

– ¿La juventud se apega a estas reglas…?

– (Penella) Desde Comunidad Cristiana nos estamos reuniendo con un grupo de pastores de Paraguay, Uruguay y lógicamente de Argentina para trabajar en ese sentido, en la zona de Entre Ríos, Corrientes, Misiones, Formosa y Chaco, para llevar el Evangelio. Nuestra Iglesia nació, en los años 60/70 como un movimiento de renovación y restauración. Comenzó a abrir las escrituras de otra forma y produjo una transformación. Pero ahora, hay que convivir con esta nueva etapa, con los cambios generacionales, para poder continuar. Se está dando una transición natural…

– (Dorsch) Nuestras Iglesias no salen mucho a la calle a misionar. Cuesta un montón entender que ser cristiano es ser misionero. Generalmente en las comunidades de Alemanes del Volga, se mira más hacia adentro y le cuesta salir. Eso hace que seamos “iglesias de mantenimiento”, de seguir con los miembros que somos. Pero eso tiene su riesgo. La población de mayor edad permanece fiel a la Iglesia, pero para la juventud no hay atractivos… Nosotros a veces no sabemos encontrar por dónde va el devenir de los jóvenes…

– También pasa en los mayores. Hay miles de templos de Europa que se han cerrado o son salas de concierto…

– (Pfaffenzeller) Pero eso no quiere decir que la gente no sea religiosa. Son 2 caminos distintos. Uno es el de la cuestión de la fe en Dios de cada persona y la otra, es lo institucional. Las Iglesias han caído en un descreimiento muy grande por las cosas que fueron sucediendo, la gente está reticente a participar, pero la fe en Dios no la pierde. En Europa, eso está mucho más acelerado…

– En muchos países es muy perseguida la Iglesia y sus representantes…  

– (Pfaffenzeller) En Asia es donde más persecución hay y es en donde más crece. Nuestra Iglesia está pensando en la expansión, pero sabemos que son tiempos difíciles, hay gente que tiene la Iglesia como tradición y no como fe viva. Jesús dijo, “… que los niños vengan a mí”. Muchas veces los papás son un impedimento para que los niños vayan a la Iglesia. Uno es responsable de la criatura que Dios nos presta para criar. Se dice “son mis hijos”, pero son hijos de Dios que nos da por un tiempo…

– (Dorsch) Lo que vemos que se está dando a nivel mundial, es el crecimiento de las iglesias evangélicas pentecostales, de Asamblea de Dios, de la Iglesia Universal en Brasil, que es un caso típico. No solamente creció en cantidad, sino que tiene un rol político importante. El presidente actual (Jair Bolsonaro) se ha convertido, fue a Israel y se bautizó en el Río Jordán, donde fue bautizado Jesús. La población evangélica representa el 40% de la que tiene Brasil en total y en el momento de las elecciones, se los tiene muy en cuenta…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here