Crespo: Lo positivo de que los vecinos se cuiden ante hechos de inseguridad

0
2

robosTal como informamos en este sitio digital, un sujeto desconocido ingresó el sábado 21 de junio por la noche a 2 viviendas de Crespo, pero en la segunda, ubicada en Carbó y Güemes, propiedad de Leandro Wachtmeister, fue advertido por un vecino, que avisó inmediatamente a la policía y evitó que el hecho se terminara de concretar.El damnificado dijo a El Observador que “un comerciante de la zona, Juan Speght, vio a un delincuente ingresar al balcón de mi casa y enseguida llamó a la policía y a mí. Cuando estaban llegando los efectivos, un sujeto que estaba haciendo ‘de campana’ en un Fiat Punto rojo, tocó bocina, por lo que el ladrón saltó al baldío de la (quebrada) empresa Waigel, donde hay muchas malezas y escombros, donde se pudo esconder y posteriormente huir. La policía, en la persecución, usó sus armas reglamentarias, pero no lo pudieron detener. El ladrón asustado abandonó una mochila y así se pudo recuperar lo que había robado en mi casa y en la de Mario Goette de calle Güemes, a la que había ingresado unos minutos antes. En menos de una hora y media, entró en 2 propiedades. Menos mal que Juan (Spegh) nos alertó. Caso contrario me desvalijaban la mía también. Me sacaron una caja donde había bijouterie y algunos elementos de oro, que era de los festejos de los 15 años de mi mujer, pero que los pudimos recuperar”.

Waichmaister comentó que “salí unos minutos a visitar a mi hermano que vive a unas pocas cuadras y se ve que estaban estudiando la situación, porque actuaron inmediatamente. El delincuente dejó tirada una mochila, en la que había una llave francesa, barretas, una sopapa con una punta de diamante y una radio de comunicación. Lo curioso es que ningún policía vino a tomarme declaraciones, ni vino personal de la Dirección de Criminalística. No me interesa lo material, pero necesitamos que nos cuiden, que hagan movimientos… En Crespo somos todavía muy inocentes. Viene alguien con experiencia de afuera y nos roba. Son como arañas, porque entran y salen en 2 minutos, usando barretas o haciendo agujeros en los vidrios de las ventanas. Sé que la policía no puede estar en cada sector y nos tenemos que cuidar entre nosotros y si vemos gente extraña, debemos llamar. En mi caso, voy a poner más medidas de seguridad, como rejas y sensores. Lamentablemente tengo que estar gastando todo el tiempo en materia de seguridad”. También lamentó que “el predio de la ex firma Waigel esté así, con tantas malezas y es allí donde se pueden meter los delincuentes. Se hace publicidad de que hay que cuidarse de los roedores, del dengue, que cortemos los yuyos en nuestras casas. Pero este predio es un desastre”.

El subjefe de la comisaría, Roberto Rodríguez, informó que “por medio de un llamado telefónico de un vecino, nos anoticiamos que frente a su vivienda había un vehículo de color rojo en actitud sospechosa y que un sujeto merodeaba un domicilio, cuyo propietario no se encontraba en el mismo. En forma inmediata llegó un móvil, comprobando la presencia de un Fiat Punto rojo, el que ya lo teníamos dentro de la investigación, en relación a otra causa. Este vehículo emprendió la huida en forma rápida, mientras se observó a un sujeto salir de una vivienda, por lo que el personal policial inició la persecución. En ese momento, el sujeto se despojó de una de sus camperas e hizo caso omiso cuando se le dio la voz de alto, por lo que los funcionarios policiales efectuaron un disparo al aire con la escopeta reglamentaria que tenemos, como para que esta persona se sienta intimidada. Aclaro que no hubo intercambio de disparos, solo fue uno de intimidación cuando se estaba persiguiendo a este sujeto, que logró escabullirse. Pero lo tenemos identificado, por lo que tendríamos resultados óptimos en la investigación”. Rodríguez añadió que “estos sujetos no serían de la zona y justamente buscan esta modalidad de conducirse en este tipo de vehículos para no llamar la atención…”.

Otro damnificado: El otro afectado fue Mario Goette, quien en diálogo con Canal 6 Entre Ríos TV expresó que “nos ausentamos el sábado, desde las 21.30 a las 23.00 y cuando salíamos, vimos que había un auto moderno estacionado, con chicos jóvenes arriba, pero de ninguna manera sospechamos que iban a ingresar a nuestra casa. Gracias al llamado de un vecino, se pudo evitar mayores desastres, pero es asombroso la habilidad que tenían estos ladrones, por cómo saltaron entre las casas y los tapiales, hasta perderse en la oscuridad”.

Goette explicó que “cuando llegamos a nuestra vivienda, por ejemplo, no podíamos entrar al dormitorio, ya que estaba todo desparramado, también en la cocina y en el comedor. Me sacaron dos relojes, una cadena de oro y dos cadenas de mi hija, que las recuperamos… Como llegó enseguida la policía, dejaron todo tirado… Nos sorprende cómo pueden subir y saltar un tapial de 4 metros, si uno lo intenta, seguro que se fractura, pero se ve que son personas muy bien entrenadas”.

Remarcó que “la policía tuvo una buena acción, por ahí muchos nos dicen y por qué no los agarraron, pero considero que actuaron bien. Los ladrones era personas muy ágiles… Creo que hay que emplear una estrategia distinta y toda persona que llega a Crespo, tanto vendedores ambulantes y otros que vienen a la ciudad, hay que pedir los prontuarios y ser más precavidos, yo aprendí la lección. No solamente hay que cerrar la puerta con llave, porque tienen los medios para abrirla de igual manera, como cortadores de vidrio con diamante, o sea te hacen un círculo en una ventana, meten la mano y abren lo que quieren abrir. Lo que más indigna es la impotencia porque parecemos que no somos dueño de nuestras casas. Cuando quieren y como quieren, te violentan una reja e ingresan… La impotencia está en que los ladrones están afuera riéndose y nosotros vivimos entre rejas y no tenemos derecho a salir a hacer una recreación… Debemos ver como ciudad, cómo vamos a encarar esto a futuro. No sé cuáles son las realidades de la policía y de los jueces, pero si tenés una huella y un testimonio de quien fue el que robó, significa que hay pruebas”.