Crespo: En 2011 hubo 1.119 actas de infracción, que totalizan $34.990

El del tránsito, es un problema que acarreamos los crespenses desde hace muchos años. El aumento de las unidades automotores, la rebeldía juvenil, la sensación de impunidad ante la evasión de controles y la falta de respeto por la autoridad competente, son algunas de las cuestiones que en conjunción nos llevaron al índice de accidentes que tenemos. Peor aún es la estadística de infracciones de tránsito, que las hay en todas sus versiones, sin ningún tipo de distinción. Para muchos y de hecho, así lo entendió el Honorable Concejo Deliberante en su última sesión ordinaria, al elevar el valor de las multas, sancionar económicamente estas inconductas, es quizás uno de los pocos paliativos a la situación. El Juzgado de Faltas informó que en materia de tránsito, hasta el 21 de diciembre, se labraron 1.119 actas de infracción, de las cuales 1.114 continuaron su tramitación por la vía que corresponde y 5 fueron anuladas por algún vicio o error. Respecto de la cantidad de multas que generaron la creación de un expediente municipal, 961 obtuvieron resolución, discriminadas en: 614 sanciones aplicadas, 1 exigencia de trabajo comunitario, 67 amonestaciones, 219 perdones, 18 absoluciones y 42 desestimaciones. Las 153 actas tramitadas restantes, aún están pendientes de resolución en virtud de haber sido hace poco tiempo confeccionadas.

En consecuencia y en términos administrativos estadísticos, el 86,27% de las actas recibieron sentencia, en tanto que el 13,73% se encuentra en trámite. Sobre dichas resoluciones, el 70,96% fueron sanciones económicas, el 22,78% perdonadas, el 1,87% absueltas y el 4,37% desestimadas”.

Por otra parte, el Juez de Faltas Dr. Javier Méndez, dio a conocer que las multas aplicadas ascienden a $34.990,50, habiendo percibido el municipio hasta la fecha $15.321,35 y encontrándose pendientes de cobro $19.669,15.

Asimismo, el funcionario destacó que “el criterio histórico sostenido por el organismo a su cargo y compartido por todas las administraciones habidas desde su creación, ha sido que la finalidad de la justicia de faltas no es la actividad recaudatoria, sino el juzgamiento y eventual sanción de conductas que podrían constituir infracciones al ordenamiento legal vigente del municipio”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.