Carrió: «Tengo arreglado mi velorio por si me matan»

0
56

Elisa Carrió sostiene que puede ir a la cárcel. «La venganza es llevarme presa porque ellos [por el kirchnerismo] nunca toleraron que yo tenga estrategia y Alberto Fernández nunca toleró que yo tuviera tantos votos en la Capital», dijo.

De todos modos, en diálogo con TN, bromeó: «El lío que voy a hacer en la cárcel va a ser muy divertido y a lo mejor tenga un don para prestar un servicio a las personas que están privadas de libertad».

Además, con su humor característico dijo: «Puedo ir o no a la cárcel. Tengo arreglado mi velorio por si me matan. Tengo arreglado la cárcel, tengo que sacar una ley por el aire acondicionado. Tengo arreglado mi disfrute, todo. Lo que no me van a poder sacar es la tranquilidad de consciencia ni mi universo interior ni a Dios». Y proyectó: «El destino de la Argentina es maravilloso, pero Dios nos está probando».

Por el contrario, la diputada dijo que no quiere venganza, sino justicia, y disparó: «Alberto Fernández es el jefe de Héctor Capaccioli, que manejó la campaña y los fondos de la efedrina desde Puerto Madero. Ahora, si la sociedad quiere olvidarse, y Alberto Fernandez es razonable, yo no. Yo, linyera».

La campaña electoral y Durán Barba

La líder de la Coalición Cívica habló de la campaña electoral y criticó duramente aJaime Durán Barba. «No lo conozco, no tengo relación. El día que me lo presentaron en 2015 en Córdoba le dije: ‘Usted salga de aquí’. Me parece un horror y, más, teñido», dijo. Y, al referirse a una reunión que tuvo recientemente con Maurico Macri, contó: «Lo eché. Dije: ‘Yo delante de este ecuatoriano, de Durán Barba, no hablo. El otro sí, el amigo es inteligente. Con Santiago Nieto tengo muy buena relación, pero con Durán Barba no tengo nada».

Si bien reconoció que sus campañas han sido exitosas para Macri, opinó que «eso no significa que sea política sana». «Vos podés ganar una elección pero no del alma ni desde las virtudes del corazón. Yo no creo en los encuestadores, los desprecio. Yo creo en la política como arte», sostuvo al decir que son dos concepciones filosóficas distintas. «Sarmiento no hubiera sido presidente si fuera por Durán Barba».

Para Carrió, el oficialismo no se veía venir la derrota en las PASO porque, tal como lanzó: «No querían verlo». De todos modos, sostuvo que le gustan las eleccionesprimarias porque hicieron que muchos en Cambiemos «se despierten», al igual que «gente que votó por bronca y no por el futuro de sus hijos».

Así, contó que ella tiene una estrategia que ha seguido independiente del Gobierno. «Durán Barba decía que no había que acompañar a los candidatos a gobernadores de Cambiemos en las provincias y dejar ganar al PJ, cosa que era avalada por [Rogelio] Frigerio. Yo me dediqué a acompañar a los que iban a perder porque uno tiene que estar al lado del que tiene la causa difícil».

Tal como enfatizó la referente de Cambiemos, «lo bueno de las derrotas es que muestra a los oportunistas». Además, dijo que en el Gobierno vio «gente que no estaba acostumbrada a la derrota», y agregó: «En la adversidad rige la templanza. Ahí se ve quién es dirigente y quién no. A mi me encanta, yo nací y vivo en la adversidad. Yo me aburro cuando no pasa nada, es como tener un marido aburrido tipo Hermes [Binner]».

En línea con esto, la diputada dijo que es la adversidad la que la motiva a pelear por la república y la libertad, y se refirió a quienes sostienen que no es conveniente que su figura sea tan fuerte durante la campaña. «Voy a hacer campaña independientemente de lo que diga Durán Barba. Yo voy a hacer campaña por la libertad porque la que peleó por eso antes fui yo, no ellos. Cuando todos en este país callaban la corrupción, yo estaba sola con la Coalición Cívica. La causa de la república no es la causa de un Gobierno, es de una Nación».

«Soy una porrista, como alguien que enciende, porque yo hablo desde el alma y el alma no habla en los términos de la corrección política», explicó. Carrió destacó que, «en los tiempos de crisis, quien sostuvo a Macri no fue ni Durán Barba ni los correctos, fue la incorrecta», y contó: «Macri quiere que esté en campaña, Durán Barba no. Con el Presidente compartimos muchas ideas, pero además yo siento que soy una garantía para muchos sectores que no creen en Macri». Tal como dijo su tarea en el próximo gobierno es trabajar para que se sigan bajando los impuestos. «Los que no querían bajar los impuestos eran los del PJ».

«Si crean el desorden, va a ganar Macri»

Por otro lado, dijo que no cree que el desorden económico deje al Gobierno en una situación tan desesperada al punto de necesitar un milagro para ganar. «Cuando hay caos se vota el orden. ¿El orden de este país es La Cámpora, Cristina [Kirchner] o[Axel] Kicillof? Jamás. El orden de este país es Mauricio Macri», consideró. «Si ellos crean el desorden, va a ganar Macri. Por eso, Alberto Fernández quiere una apariencia de orden».

«El dólar ’60’ es el dólar Alberto Fernández y Techint», dijo la referente de la Coalición Cívica. Y, más adelante, lanzó: «Alberto, en el fondo, es establishment puro». Para ella, las medidas que anunció el Gobierno son indispensables y es importante no volver atrás una vez que se impongan. Así, destacó que los gobernadores del PJ se quejaron porque «quieren hacer plata para hacer política; no les importa el bolsillo de la gente».

Por otro lado, analizó la derrota de María Eugenia Vidal, y opinó que es una «injusticia brutal». «A una mujer que está dando su vida por la provincia de Buenos Aires, la dejan sola. Yo estoy al lado de ella pero creo que hay mucha gente no sabe cuidar ni los valores que el propio Dios le entrega para salvarlos». Según sostuvo, «hubo problemas de fiscalización y mucha trampa de sectores que antes estaban con Cambiemos y que después se fueron».

Además, Carrió defendió a Marcos Peña con quien dijo que tiene una «excelente relación», y destacó: «Si en tiempos de crisis le sacan a Macri a su persona de confianza, lo desarticulan». «Con Marcos nos hablamos todos los días. Yo lo trato como a un hijo porque la verdad es que yo a todos los trato como a hijos, menos al Presidente, que es un hermano, pero yo soy la hermana mayor, o sea, con derechos», aclaró, enfática (Fuente: La Nación).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here