Campaña provincial para erradicar el trabajo infantil

0
5

El trabajo infantil es toda actividad económica o estrategia de supervivencia, remunerada o no, realizada por niñas y niños que no tienen la edad mínima de admisión al empleo o trabajo (16 años); que no han finalizado la escolaridad obligatoria o que no cumplieron los 18 años (si se trata de trabajo peligroso).

Una fuerte campaña de concientización contra el trabajo infantil lleva adelante el Gobierno provincial este verano, principalmente en los centros turísticos.

“Estamos decididos a combatir y erradicar este flagelo que afecta a muchas chicas y chicos entrerrianos, porque este gobierno está convencido de que los niños tienen que ir a la escuela, jugar, aprender”, afirmó el ministro de Trabajo, Guillermo Smaldone. En ese sentido, adelantó que pronto “vamos a poder recibir denuncias anónimas en nuestra página web y en una línea telefónica. Deseamos que la gente denuncie y que no se tolere la naturalidad; esto es un problema de todos”.

“Con el gobernador Sergio Urribarri siempre charlamos sobre cuál es la sociedad que imaginamos para las generaciones futuras y vemos una Entre Ríos en donde los niños vayan a la escuela y los adultos trabajen. Es hora de que todos comprendamos que sólo los niños que estudian están en igualdad de oportunidades, porque los chicos que hoy trabajan serán los excluidos en el futuro”, dijo el titular de la cartera de Trabajo.

Smaldone explicó que una de las grandes barreras que debe superar la problemática del trabajo infantil es la cultural. “En el inconsciente colectivo pareciera haber una permisión para el trabajo de los niños porque algunos adultos suelen decir: ‘Yo empecé a trabajar a los 12 años’, como sinónimo de esfuerzo y trayectoria. Hasta el presidente brasileño Lula, decía esto. Pero ahora no lo dice más porque se dio cuenta que el mundo cambió y hoy la demanda de saberes y competencias exige educación como base para estar en igualdad de oportunidades”, concluyó.

Los niños y niñas que trabajan llegan a la edad adulta sin la preparación necesaria para acceder a ocupaciones calificadas, circunstancia que les impide modificar su situación de precariedad. Así, el trabajo infantil perpetúa el círculo vicioso de la pobreza. En la educación se evidencia en un bajo rendimiento educativo, repitencia, deserción escolar. En la salud, aparecen lesiones en la piel, en el sistema respiratorio y en el sistema óseo, entre otras, las cuales pueden causar efectos a corto o largo plazo.

En la infancia el único trabajo de los niños y niñas debe ser jugar. El juego permite que vivan plenamente su infancia a través de sus experiencias, que lo acompañarán durante toda su vida. Y la educación brinda las herramientas necesarias que ellos necesitan para desarrollar toda su capacidad física y menta

Denuncias: Hasta la habilitación de una línea especial para las denuncias, para alertar sobre trabajo infantil se puede concurrir al Ministerio de Trabajo de la provincia, sito en calle Buenos Aires 166 de Paraná o llamando al teléfono (0343) 4207984.

 

Compartir
Artículo anteriorNorma 16-1-12
Artículo siguienteBianca 16-1-12

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here