Trump: Ataque contra Siria será “¡muy pronto o no tan pronto!”

0
7

El presidente Donald Trump expresó este jueves por Twitter que un ataque en Siria podrí­a ocurrir “¡muy pronto o no tan pronto!”, ante la consternación generalizada por su comentario el dí­a anterior sugiriendo que una medida militar contra el paí­s era inminente.

Por esa misma red social, Trump escribió el miércoles “Rusia prepárate” porque “bonitos, nuevos e inteligentes” misiles caerí­an sobre Siria. Hoy, sin embargo, el presidente tuiteó “Yo nunca dije cuándo ocurriría un ataque contra Siria”.

De empeorar el conflicto en Siria podrí­a estallar un enfrentamiento abierto entre Estados Unidos y Rusia, acérrimos enemigos durante la Guerra Frí­a cuyas relaciones han caí­do en picada en años recientes debido a la intervención rusa en Ucrania, su injerencia en las elecciones estadounidenses del 2016 y, en tiempos más recientes, su apoyo al presidente sirio Bashar Assad.

Legisladores rusos han advertido a Estados Unidos que un ataque contra Siria podrí­a ser considerado un crimen de guerra que podrí­a desatar un enfrentamiento directo entre las dos potencias. El embajador ruso en el Lí­bano advirtió que cualquier misil lanzado contra Siria serí­a interceptado y que sus bases de lanzamiento serí­an objeto de represalias.

Trump, quien suele asegurar que un buen comandante en jefe nunca debe revelar sus planes, a todas luces hizo exactamente eso pues su tuit decí­a claramente que “ya vendrán los misiles”, en respuesta a un presunto ataque con armas quí­micas atribuido al régimen sirio.

“Rusia dice que derribará cualquier misil disparado contra Siria. Rusia prepárate porque ya vendrán los misiles bonitos, nuevos e inteligentes.” “¡Nunca debieron aliarse con ese animal que mata a su propio pueblo con gases y lo disfruta!”

El secretario de Defensa Jim Mattis, sin embargo, afirmó que todaví­a se está investigando el suceso en Siria. En una sesión de fotos con su contraparte holandés en el Pentágono, se le preguntó a Mattis si habí­a visto pruebas que incriminen al gobierno sirio en el ataque con gas.

“Nosotros todaví­a estamos evaluando la información disponible, junto con nuestros aliados, todaví­a estamos trabajando en ello”, expresó Mattis.

El lunes Trump habí­a intimado que no tení­a duda de que la culpa era de Siria, pero ni él ni ningún otro funcionario de su gobierno ha presentado pruebas fehacientes. Esto marca un agudo contraste con el incidente de hace un año en que el gobierno estadounidense contaba con videos y otras evidencias de un ataque confirmado de la aviación siria usando el gas sarí­n. En esa circunstancia Trump respondió lanzando misiles contra una base aérea siria.

Agencias