Más números de una de las más graves sequías del último siglo en Entre Ríos

0
29

La Bolsa de Cereales de Entre Ríos presentó días pasados las consecuencias de la sequía que padece la provincia y la estimación de las pérdidas en maíz y soja. El presidente de la entidad, Ing. Néstor Luciani, los directores Eduardo Gherardi y Alberto Frangi y el Ing. Pablo Fontanini, técnico del SIBER, explicaron que “la campaña 2017/18 puede llegar a ser una de las más secas en los últimos 90 años, si se compara la precipitación acumulada entre los meses de noviembre y febrero en relación a una serie histórica”.

“A nivel provincial, de noviembre a febrero hubo 2.095.000 hectáreas que tuvieron precipitación menor a 200 mm y solamente el 0,2 % tuvo lluvias normales o levemente inferior a lo normal, lo cual demarca un severo déficit hídrico” detalló Fontanini.

En soja, se proyecta una caída en la producción del 54%, es decir una merma de 1.818.045 de toneladas en relación a la campaña precedente. Este valor cuantificado en dólares se ubica en alrededor de una pérdida de divisas de U$S 545.000.000. Para el caso del maíz, se proyecta una caída en la producción del 38% en relación al año pasado, es decir una merma de 684.575 toneladas. Se prevé una pérdida de divisas de U$S 120.000.000, señalaron desde la BCER.

En resumen, el Ing. Fontanini puntualizó “solamente para el caso del maíz y la soja, el impacto de la sequía generaría una merma de aproximadamente 2.500.000 toneladas, es decir la pérdida de divisas sería de U$S 665.000.000”.