Crespo: Periodistas y locutoras contaron en El Observador sobre su rol en los medios y la sociedad

0
57

Para conmemorar el “Día de la Mujer”, el 8 de marzo, el Cont. Fernando A. Huck, conductor del programa “Grandes Reportajes”, que se emite los martes y jueves, a partir de las 21.30 por Canal 6 ERTV, invitó a 6 mujeres para que cuenten su rol en los medios de comunicación y en la sociedad. Participaron Lucrecia “Susy” Vecchio de Huck (subdirectora de El Observador), Nydia Schmidt (FM Libertad 98.3), Jésica Roth y Ana Paula Cabrera Werner (Canal 6 ERTV), Nanci Herrera (El Observador) y Ana Rodríguez (periodista y asesora en redes sociales e informática). Esta es una síntesis de una hora de amena charla:

– ¿Cómo ven el rol hoy de las mujeres en los medios de comunicación?

– (Vecchio) La mujer tiene una óptica diferente y un rol importante en los medios. Hay cosas que ve, que el hombre no las percibe. El desarrollo de un acontecimiento de pronto es relatado en forma distinta. Es emocional y pone más énfasis en algunas cuestiones…

– (Herrera) Lo que veo en los medios, es que hay más igualdad de oportunidades que antes. Les dan más conducciones, más producciones a cargo, cuando antes se limitaba solamente a algunas cosas. Y ese cambio, también se está empezando a dar en otros ámbitos…

– (Roth) Yo creo que la mujer tiene otro criterio y visión a la hora de informar y estamos por ahí más en los detalles, en la escenografía, en la vestimenta, es como que la mujer le da un toque distintivo…

– (Cabrera) Somos muy comunicativas y tenemos una mirada más sensible, así no seamos madres. Y no solo a la hora de comunicar, sino también para unir y tratar de calmar situaciones conflictivas y dar un aporte de tranquilidad…

– La mujer le fue ganando terreno al hombre en la sociedad…

– (Schmidt) Está comprobado que no solo está la diferencia física, sino que luego de estudios realizados, se llegó a la conclusión que hasta en la manera de desenvolvernos también somos distintos. En los últimos años hemos visto cómo la mujer se fue capacitando para enfrentar los nuevos desafíos y etapas, en el trabajo y en la vida…

– (Roth) Antes, muchas mujeres se quedaban en los hogares, a cuidar los chicos y hoy el trajín las lleva a hacer otras actividades. Los tiempos cambiaron. Y el hombre también ahora hace tareas de la casa, porque la mujer tiene su trabajo y debe llevar a la escuela a los chicos, cocinar o lavar y no es una deshonra…

– (Schmidt) En mi familia, la mujer siempre jugó un rol importante. En primer lugar mi nona, que partió de Italia, viuda y con 3 hijos, llegó a Argentina para lucharla. Su primer marido murió en la guerra y ella alzó sus hijos y se vino dejando la familia allá. Eso se replicó en mi mamá, que siempre trabajó de manera independiente, que se dedicó a su negocio. En mi casa siempre fue normal que el hombre cocine o atienda los chicos. Fue algo natural… A todas nos marcó esta ascendencia de una manera especial, siempre hemos sentido el rol protagónico dentro de una familia, no por ansias de conducir, sino para aportar, colaborar y para salir adelante…

– ¿Sienten que la gente valora más el trabajo de la mujer en los medios de comunicación?

– (Vecchio) Yo no espero un reconocimiento cuando trabajo, pero sí es bueno ser reconocida y que exista un día para que se recuerde a la mujer…

– (Cabrera) Creo que desde que tomamos conciencia de lo poderosas que somos, cada vez necesitamos menos el reconocimiento masculino. Hay una corriente fuerte de emprendedurismo, de mujeres que toman la iniciativa y toman el control de sus vidas, que lo transforman en una marca o proyecto personal y lo direccionan. Siempre es bueno recibir un elogio y lo vamos logrando con ese trabajo diario. Podemos prescindir de eso y sin embargo es bueno si llega una palabra de aliento…

– (Rodríguez) Hasta el día de hoy, muchas veces se habla de que la mujer complementa, cuando muchas veces lidera. Yo creo que es necesario que a la mujer se la reconozca. Está en el mismo orden de capacidad de proyectar cosas, de dirigir, aportar y generar ideas…

– En los últimos meses se ha vuelto a hablar mucho sobre el “feminismo”…

– (Herrera) Los extremos son malos. No es que el feminismo odia a los hombres. Se está luchando por la igualdad de oportunidades, por el mismo sueldo, para tener las mismas posibilidades. Hoy si uno ve los directorios de las empresas, la gran mayoría son hombres. Uno ve una reunión de diferentes gremios y sus dirigentes son casi todos hombres. Es por la diferencia de oportunidades por lo que se está reclamando…

– (Schmidt) No comparto el fanatismo, donde se denigra al hombre y se lo deja en segundo plano. Ni un extremo ni el otro son buenos. Ni un machismo soberbio, ni un feminismo así. En la conducción radial hemos logrado cosas, porque antes era nada más que para el hombre. En algunas radios se puede llegar a ver, que el hombre conduce y la mujer acompaña, pero eso para bien, fue cambiando. La mujer ha tenido que pasar exámenes permanentes para llegar a determinados lugares…

– ¿Se han sentido abusadas en alguna forma en su vida?

– (Roth) Por el poder que el hombre considera tener, que de hecho no lo tiene, hasta en una nota una se puede sentir abusada. A diario hay casos y los medios, jugamos un rol fundamental en eso, servimos para proteger…

– (Cabrera) Pueden darse abusos de modo espontáneo. No es agradable recordarlo o saber que uno está expuesto a eso… He tenido conversaciones de amigas, que han experimentado algún tipo de abuso. Siempre se da en el entorno donde claramente la figura del hombre es más fuerte, puede ser académica, laboral, incluso hasta en un chequeo médico, sin citar nada puntual…

– (Herrera) Considero y afirmo que el 100% de las mujeres fueron abusadas de alguna u otra forma por el poder de los hombres y en algunas es como si lo guardamos en un cajón y cuando empezamos a hablar de eso, nos empezamos a acordar. Algunas lo guardaron por vergüenza y otras porque la costumbre marca como que es algo normal. En esto, es bueno que haya solidaridad entre nosotras. Pero no siempre somos solidarias, no nos creemos y siempre aparece aquello de que “… algo habrá hecho”, en vez de apoyarnos…

– (Rodríguez) El feminismo lo que busca es que los hombres entiendan que no es una responsabilidad obligada que la familia se construya a base de ellos. Es un trabajo en conjunto. Es lo que Dios quiere que sean, que sean fuertes los 2 y se complementen…

– (Vecchio) Dios nos hizo distintas al hombre, nos hizo en algunos aspectos más fuertes… A veces, físicamente estamos mal y seguimos adelante. También emocionalmente, podemos pasar situaciones adversas y duras y salimos a flote y nos fortalecemos. En eso tenemos una gran capacidad. Muchas veces la mujer tiene sus problemas, el de su pareja, de los hijos, del trabajo y debe sobrellevar todo eso…

– (Roth) La lucha de la mujer siempre estuvo presente. El jueves se concretó un paro internacional de la mujer y una desea siempre que esos reclamos sean pacíficos. Hemos visto otras protestas de mujeres, donde pintan todo. Eso no refleja lo que es la mujer…

– (Herrera) Antes, la mujer se callaba y agachaba la cabeza para no discutir. Hoy por hoy, el mensaje tiene que ser “hagan valer sus derechos”, que las respeten, que no se callen, que enfrenten la situación. Estamos todavía en una sociedad donde nos juzgan. Y hay mujeres que lamentablemente no tienen el acompañamiento de la familia. Yo siempre lo tuve, de mi mamá, hermanas y de toda mi familia…

– ¿Qué otra actividad hubiesen desarrollado, si no era en los medios de comunicación?

– (Schmidt) En mi caso, estudié inglés, francés y alemán, porque mi idea era ser traductora. Después me inquietaba la arquitectura, hasta que llegué a los medios…

– (Herrera) Empecé a estudiar abogacía, pero no pude terminar, porque tenía mis hijos chicos. Me gusta mucho la radio. Cuando se crearon las FM, en Paraná participé en algunos programas…

– (Roth) Nací y trabajé en el campo. Después hice la carrera de locución y estuve por comenzar Perito Criminalístico. Me apasiona el periodismo policial…

– (Cabrera) Me faltan 4 materias para recibirme de abogada, pero no siento pasión por esa actividad. Cuando descubrí que me gustaba el trabajo en los medios, tomé clases de redacción e investigación periodística. Me gusta la organización de eventos, protocolo y ceremonial y tengo un proyecto en marcha en ese sentido. Además, tomé clases de fotografía y estudié inglés durante muchos años…

– (Rodríguez) Hubiese elegido “Ciencias Políticas”. Me gusta la política, el debate…

– (Vecchio) No reniego de lo que soy. Soy profesora de Inglés, pero me hubiese gustado ser abogada…