Barsuglia detalló los problemas de hoteleros y gastronómicos y opinó sobre las perspectivas para 2018

0
3

El presidente de la Asociación Empresaria Hotelera y Gastronómica de Paraná, Marcelo Barsuglia, en diálogo con El Observador, habló del presente del sector que representa, dijo que las perspectivas para 2018 son buenas, aunque admitió que hay cuestiones por resolver. El dirigente expresó que “no escapamos a las generales de lo que está pasando con otras actividades. Estamos saliendo de una crisis donde todavía no hay números que sean demasiados alentadores, en cuanto a que tenemos una inflación sin control, que no es lo que el gobierno tenía pensado y esperaba. Y tener una alta presión fiscal, siempre cae sobre las mismas espaldas. Eso hace un combo que no es positivo ni es lo mejor. Lo que necesitamos es mayor consumo, sino, es difícil que se reactive el sector. El gobierno tiene un problema de inflación y genera ruidos a la economía. Ahora que viene la temporada de verano, hay mucha gente que está pensando en salir a países vecinos, lo que le genera al sector, inconvenientes. No estamos competitivos como deberíamos estar”.

Sobre la vuelta de los “feriados puente”, el presidente de la Asociación valoró que se haya logrado, pero aclaró que “es solamente un paliativo. Se necesitan corregir los problemas de fondo, que venimos padeciendo desde hace mucho tiempo, como la carga tributaria, que siempre afecta más a la actividad privada, que es la que genera riqueza y que puede ser una locomotora que empuje la economía del país hacia adelante”.

– Hubo cierres de establecimientos hoteleros y gastronómicos en la provincia, ¿son casos excepcionales o puede marcar una tendencia?

– Hubo cierre de hoteles y no fue solamente en la provincia. Además de los inconvenientes mencionados, hay muchos problemas con los juicios laborales, que a una Pymes hasta le provoca el cierre, porque son muy onerosos. Son temas que se deberían estudiar con mayor detenimiento y sobre todo en Entre Ríos, que es una plaza turística que tiene que desarrollar más todavía la actividad. Haría falta un fomento a las empresas que están dedicadas al rubro, en cuanto a aliviar la carga de contribuciones provinciales. Un hotel tiene un altísimo Impuesto Inmobiliario, que genera un peso extraordinario en cuanto a los egresos, lo mismo los costos laborales. Son cuestiones que nos deja en una condición desigual para poder competir.

– ¿Los hoteleros se quejan porque hasta les cobran por pasar música en las habitaciones y por tener TV…? 

– Sí. Es un costo más que debemos afrontar de A ADI CAPIF, ARGENTORES y SADAIC. En la hotelería pedimos que la habitación del hotel sea reconocida como de ámbito privado del huésped. Sí hay que pagar en los casos de lugares en común, como restaurantes o lobys de hoteles, pero cobrar por lo que se tiene en las habitaciones, es muy dañino, porque uno hasta incluso a veces ni prende el televisor cuando se aloja. Hay países como Uruguay, donde no se paga ese gravamen.

– ¿Qué impresión tiene de que “Turismo” en la provincia haya pasado de ministerio a secretaría?

– Que Turismo en Entre Ríos haya pasado de ministerio a secretaría, no es una buena señal para quienes quieren invertir en el rubro. El hecho de bajar a secretaría, no va a generar un alivio económico en cuanto a la estructura. Tengo entendido que va a quedar igual que cuando funcionaba como ministerio, pero es un mensaje político que no es bueno que hayan bajado el rango.

– ¿Hay esperanzas de reactivación para 2018?

– Siempre tenemos la esperanza que la situación va a mejorar y trabajamos para que eso suceda. Somos una actividad que está los 365 días del año, que brindamos un servicio esencial para la gente, que es comer y dormir y esperamos que el 2018 sea un año productivo para Argentina y vayamos encaminándonos a un rumbo de un país normal y serio. El turismo y la hotelería y la gastronomía en particular, son grandes valores de fuentes de trabajo y a veces hay un desconocimiento en los gobernantes de lo que produce el turismo en materia económica.