Cerrito fue declarada como “Capital Entrerriana del biogás”

0
4

La Cámara de Diputados de la provincia sancionó el proyecto de ley que declara a esta ciudad como “Capital entrerriana del biogás”. Dicha medida fue posible a través del acompañamiento y presentación del proyecto por el senador provincial Pablo Canali y la trayectoria con la que cuenta la localidad en el desarrollo de energías alternativas.

El Expediente Nº 22.425, recorre la historia donde toda la comunidad de Cerrito se convirtió en pionera por el tratamiento de los residuos orgánicos a través de la biodigestión y de energía eléctrica para el abastecimiento local.

Reseña: Por iniciativa del ex intendente Orlando Lovera y el ex secretario de Obras y Servicios Públicos Osvaldo Silvestre, en el 2008 se decidió comenzar con el plan de generación de gas metano a través de la reutilización de los residuos orgánicos. Dicho proyecto fue pensado frente al gran crecimiento demográfico que venía manifestándose en la ciudad y la consecuente problemática del aumento de los residuos domiciliarios.

Con la asistencia técnica de la Fundación PROTEGER y un convenio firmado con la Universidad Nacional del Litoral de Santa Fe, se construyó un primer biodigestor en las instalaciones de la ex estación del ferrocarril, el cual abastece las instalaciones de las casas de alojamiento municipales.

Con esta primera experiencia exitosa, se avanzó en la generación de energía eléctrica mediante el biocombustible, trabajo que se realizó con el acompañamiento de la empresa Bounus.

Avanzando y con nuevas ideas, el municipio invirtió en un segundo biodigestor el cual fue instalado en la Escuela Rural Nº 44 “Florencio Varela”, permitiendo utilizar el gas metano producido en la cocina de la institución educativa y la generación eléctrica en la biblioteca.

Los resultados exitosos promovieron la construcción de un tercer biodigestor en el predio del entonces “basural”, permitiendo la erradicación de los residuos a cielo abierto, unificando la disposición final de residuos y convirtiendo la basura orgánica en materia prima para la generación de combustibles y energía.

Acompañando el proceso, en el 2014 el municipio invirtió en la instalación de una planta clasificadora de residuos inorgánicos el cual es puesta en funcionamiento por la Cooperativa de Mujeres “28 de Abril”.

Desde el 2016 se trabaja en un programa integral denominado “Cerrito más Verde”, con una agenda ambiental local integral como política pública municipal.

Los diferentes sistemas desarrollados e instalados tiene como fin la gestión responsable del ambiente, pretendiendo asegurar la salud y la calidad de vida de los vecinos en el contexto actual del cambio climático.