Siguen las repercusiones por el caso del abogado y ex político entrerriano acusado de cientos de abusos

Publicado el 13 de Agosto de 2017 por

Generó una enorme conmoción en el ámbito político, deportivo y cultural, la denuncia que realizara días pasados Daniel Enz, director de la revista “Análisis”, con el título “La doble vida del abogado”, haciendo referencia al Dr. Gustavo Rivas (72), reconocido profesional de Gualeguaychú, a quien se le imputan desde 1970, más de 2.000 casos de abusos. Según las denuncias, Rivas les pasaba videos pornográficos a jóvenes, los masturbaba, les practicaba sexo oral y se hacía penetrar en encuentros semanales en su casa. El periodista asegura que tiene mensajes remitidos por el abogado (del año pasado) que “le envió a varios pibes más”.

El abogado y ajedrecista de Gualeguaychú, Martín Daneri, fue una de las primeras víctimas en salir a los medios, además de atestiguar en la Justicia de Paraná, recordando detalles escalofriantes de las situaciones por las que atravesó cuando era un joven de 15 años. En diálogo con “Diario Seis”, que conduce Jésica Roth en Canal 6 ERTV de Crespo, expresó que “estos días han sido agitados por la exposición mediática a la que estoy sometido, pero estoy más tranquilo en cuanto a lo espiritual y personal, después de haber declarado y dado la cara. Se decía que era mentira que podría haber denunciantes, por lo que decidí presentarme, para que las demás víctimas puedan contar también lo que les pasó…”.

– ¿Cómo se conoció con Rivas?

– Los hechos fueron hace 40 años, en la segunda mitad del 1978 y primeros meses del año siguiente. Él era amigo de mi familia, iba mucho a casa… Era un tipo entrador, gracioso e inteligente… Se acercó a nuestro grupo de amigos… Durante un fin de semana nos invitó a ir a un bulín, que era un lugar acondicionado donde nos pasaba películas pornográficas, donde nos hacía excitar, empezaba con juegos, midiéndonos el miembro a cada uno, él desnudándose completamente, hasta llevarnos a la masturbación grupal y mientras tanto, nos filmaba… Después, nos proyectaba esa película sobre nosotros mismos y nos mostraba más películas “porno”. También nos financió para que fuéramos a un prostíbulo para la iniciación sexual. Pasamos 6 con la misma prostituta… A esa edad, uno no toma conciencia, porque lo hacen entrar por curiosidad, no habíamos tenido experiencia sexual… He estudiado que los psicópatas pueden detectar la vulnerabilidad y las necesidades de otras personas. No digo que sea un psicópata, pero juegan con eso…”.

– ¿Se cruzó con él en los años posteriores?

– Sí, porque soy abogado y él también. En Gualeguaychú no hay lugar en los que estaba: presidente del Club Neptunia, presidente del Colegio de Abogados, presidente de la Comisión de Carrozas, presidente de la Asociación de Básquet… Antes, había estado en la Asociación de Ajedrez, he ido a eventos culturales en el Instituto Magnasco y ha hablado en el escenario. Está en todas las actividades culturales, es profesor del Agrotécnico, del Instituto Pío XII y en otras instituciones…

– ¿Las víctimas son todas de Gualeguaychú?

– La mayoría, pero debe haber habido de otros lados también, más que nada por las relaciones deportivas en las cuales participaba y atraía gente…

– Se habla de 2.000 casos…

– Más… Son innumerables… Hay que destacar como se vienen desarrollando las investigaciones en la Justicia y también resaltar el apoyo que tenemos las víctimas y testigos de esa época y el total resguardo. En mi caso, decidí salir mediáticamente porque era importante, para alentar a las otras víctimas, que sientan un alivio como siento yo, de haber hablado y que sepan que estarán contenidos.

– ¿Qué dicen los vecinos de Gualeguaychú…?

– La ciudad ha reaccionado positivamente y valiente, más allá del silencio que se tuvo antes. En mi caso, he tenido innumerables muestras de apoyo, incluso de gente con la que no tengo relación, que han aparecido con todo el apoyo y elogiándome…