Bordet puso en funciones a Sonia Velázquez como ministra de Salud

0
4

Al poner en funciones a la nueva ministra de Salud de la provincia, Sonia Velázquez, el gobernador Gustavo Bordet destacó este lunes “la necesidad de fortalecer todo el sistema de atención primaria de salud” y, en ese sentido, dijo que es su intención buscar “la descentralización progresiva y paulatina hacia los municipios, con la transferencia debida de recursos”. También expresó su compromiso de “luchar con el terrible flagelo de la mortalidad infantil” y consideró como “un gran desafío llegar a tener un sistema único, que no pueda dividirse en salud pública y salud privada”.

 

En el Salón Blanco de la Casa de Gobierno, el mandatario tomó juramento a Velázquez, en un acto donde estuvieron presentes el vicegobernador Adán Bahl, junto a miembros del gabinete, intendentes, legisladores nacionales y provinciales y demás funcionarios, así como gran cantidad de trabajadores de la salud de los distintos ámbitos donde prestó funciones la actual ministra.

 

Al hablar en el acto, Bordet mencionó que conoce a Velázquez “desde hace muchos años, de la época de la militancia en la Juventud Universitaria Peronista; luego trabajando en el PROMIN en Concordia, cuando yo era concejal, una tarea de la cual quedaron 13 centros de desarrollo infantil que hoy funcionan perfectamente y que albergan y educan a casi 2000 chicos, con control de peso, talla y sanitario, en un ensamble entre las políticas sanitarias y las sociales”.

 

Y justamente de eso dijo que conversó con Velázquez: “De la necesidad de encontrar una síntesis en la políticas sanitarias y en las política sociales, lo cual resulta clave para llevar un abordaje integral de la problemática que tenemos en todo el territorio de la provincia, en los grandes centros urbanos y también en los centros de salud más alejados, que están más remotos, donde se necesita llegar con este abordaje”.

 

También señaló “la necesidad de fortalecer todo el sistema de atención primaria de salud, de ir buscando la descentralización progresiva y paulatina hacia los municipios, con la transferencia debida de recursos. Es muy necesaria la articulación con cada uno de los intendentes de los municipios en el territorio entrerriano para poder llegar de manera rápida y eficaz en la faz preventiva”.

 

Luego recordó que, además, trabajó con la nueva funcionaria cuando fue ministro de Salud de la provincia. “Ella era directora en ese entonces de Maternidad e Infancia y fue quien llevó adelante la implementación del Plan Nacer en la provincia de Entre Ríos, y con muchísimo éxito. En ese sentido, también, cuando fui intendente, fui testigo de la articulación y el trabajo en el territorio y en campo. Es algo que en forma recurrente les solicito a mis funcionarios. Que estén en el territorio, que estén en el lugar donde suceden los hechos, donde se trabaja todos los días”.

 

Por otro lado, para el mandatario “es un compromiso fundamental luchar con el terrible flagelo que tenemos, que es la mortalidad infantil. Y para esto tenemos que trabajar, profundizando las medidas necesarias para evitar que tengamos muertes que son perfectamente evitables. Estamos en una época donde hay una mayor prevalencia de estos casos fruto de bajas temperaturas, donde las enfermedades respiratorias son más frecuentes. Por eso también he solicitado que inmediatamente podamos comenzar una campaña de invierno, articulada con Desarrollo Social, con Niñez, con la Dirección Provincial de Discapacidad para llegar en el territorio con soluciones rápidas, prácticas y que pongan automáticamente el servicio de salud de manera eficaz para evitar este tipo de situaciones que nos duelen a todos”.

 

Asimismo, destacó que es “un gran desafío en materia de salud en la provincia llegar a tener un sistema único, integrado. La salud no es estamentos que pueden dividirse en salud pública-salud privada; la salud es un bien social, es un derecho social que tiene cada vecino, y quienes tenemos responsabilidad de gestión tenemos la obligación de articular entre todos los actores para poder unificar ese criterio y ese sistema y llegar a la población que necesita de medidas sanitarias”.

 

“Por eso también es importante fortalecer la obra social de la provincia de Entre Ríos, y por eso también hemos dispuesto que después de más de 20 años en que se digitaron los aportes patronales, se le comience a restituir -hemos firmado y ya se está percibiendo a partir de este mes- el 0,5 por ciento más de aportes patronales de la provincia”, agregó.

 

Por último, subrayó: “Tenemos un largo camino por delante, hay problemas en todos nuestros efectores de salud, y los asumimos; pero también tenemos la confianza de que vamos a poner el máximo compromiso. Confío en la capacidad e idoneidad de Sonia, pero también confío en un equipo de salud en el Ministerio que lleve adelante este compromiso y esta línea directriz que tenemos desde nuestra gestión, de poder resolver los problemas socio-sanitarios de toda la población y de todos los grupos etarios de la provincia. En ese camino vamos a trabajar”.

 

Por su parte, la flamante ministra subrayó que “hoy la responsabilidad de la conducción de una política pública en salud recayó sobre mi persona, tengo el honor de haber sido designada por el gobernador Bordet, con quien me unen los mismos valores y principios del accionar humano”.

Luego señaló que “no es patriótico aceptar una designación sin definir un modelo de salud, con financiamiento, atención y gestión, predicarlo y comprometerse con él. Esto exige superar diagnósticos y las críticas sin propuestas, y construir una visión conjunta de las prioridades sanitarias, una agenda de políticas de salud para hoy que nos dirijan hacia el sistema que pretendemos alcanzar”.

Para la funcionaria, “el ejercicio de las responsabilidades relacionadas a las políticas de salud y las competencias inherentes a la autoridad sanitaria incluye decisiones y acciones públicas que son necesarias para garantizar y satisfacer las necesidades de salud y las aspiraciones legítimas de la ciudadanía”.

 

“El desempeño de esta función implicará diferentes dimensiones de responsabilidades; las mismas exigirán además fortalecer un compromiso explícito de acuerdo entre las jurisdicciones: el Ministerio de Salud de la Nación y los municipios”, agregó y afirmó eue eso “exigirá desarrollar una función rectora de armonización con los distintos actores externos que interactúan con el sistema”.

 

Asimismo, destacó que “tenderá al fortalecimiento de la organización de redes de atención de salud, coordinadas, integradas y planificadas con criterios regional y funcional por complejidad creciente”. Y agregó: “Soy consciente de la necesidad de profundizar la consolidación de una estrategia de atención primaria como base de la organización del sistema sanitario”.

En ese marco, solicitó “a mi colegio profesional de trabajadores sociales y a todos mis colegas acá presentes, que sean custodios de un accionar ético y de la defensa de los derechos humanos”.

 

También pidió “a los gremios estatales que sean férreos representantes en la defensa de los trabajadores, pero que sean respetuosos de las organizaciones y de quienes la conducen. Recuerden que las mismas están para garantizar derechos a la salud de las personas”.

Además, a los legisladores les solicitó que “acompañen en el diseño de una política pública en salud, que contemple también al subsistema privado y al de las obras sociales, a la luz de los nuevos determinantes de la salud en proceso salud-enfermedad”.

 

“Pido a los municipios sostener políticas activas, posibilitando el acceso al agua potable y saneamiento para su población de cobertura. Estas acciones sustantivas, sumadas a otras, impactan notablemente en la disminución de enfermedades prevalentes y los ubicará en post de un trabajo con membresía de Municipios Saludables”, acotó.

 

Luego dijo que “como Ministerio de Salud, nos comprometemos a trabajar mancomunadamente con todas las áreas del Estado, a fin de fortalecer una política interinstitucional en post de una salud inclusiva, solidaria y con justicia social”.

 

Finalmente, convocó “a todos a trabajar, a recuperar la mística, la vocación de servicio, la humanización de las prácticas, a conocer quiénes son, dónde viven, estos sujetos de derechos que se atienden en la red pública de atención”.