Prevén implementar en Entre Ríos el programa “Tribuna Segura”

0
2

El jefe de la Departamental Paraná de Policía, comisario Mayor Marcos Antoniow, adelantó a Radio La Voz, que mantuvo una reunión con funcionarios del Ministerio de Seguridad de la Nación en la provincia de Córdoba, donde junto a otras jurisdicciones se están ultimando detalles para la implementación del programa “Tribuna Segura”.

Antoniow informó que a tal fin, la Policía ha adquirido los celulares con las características técnicas necesarias para la instalación de la aplicación, a través de la cual se escanea el DNI tarjeta de quien intente asistir, verificándose en segundos si la persona posee pedido de captura o se encuentra incluido en las listas de derecho de admisión a los estadios.

Se supo que el Ministerio de Seguridad de la Nación organizó directamente con las policías locales la implementación del programa, “ya que muchas veces son los mismos dirigentes de los clubes los que entregan las entradas” a personas con dudoso prontuario, indicó Antoniow.

Se trata de un software conectado al Registro Nacional de las personas (Renaper), a través de un teléfono celular, que trabaja sobre la base de datos para ver si la persona que ingresa al estadio tiene algún tipo de restricción para entrar o si es buscado por la Justicia.

Tribuna Segura opera a partir de un sistema que permite conectar con la base de datos del sistema SIBIOS (Identificación biométrica) y el SIFCOP (Sistema Federal de Comunicaciones Policiales) apenas se escanea el DNI y conocer si tiene pedido de captura la persona.

Obviamente, la metodología impide que quien no tenga DNI o posea constancias de los trámites, no pueda ingresar.

“Trabajamos para que las familias puedan volver a la cancha sin problemas, para que el futbol vuelva a ser un espectáculo masivo donde puedan concurrir los padres y madres con sus hijos”, resaltó el funcionario.

En días se estaría rubricando el convenio de cooperación, luego de lo cual el Ministerio de Seguridad de la Nación ofrece sin costo alguno la provisión del software del sistema a las provincias, para ser utilizado exclusivamente en los estadios de fútbol y sus adyacencias, bajo el compromiso que éstas adquieran el propio equipamiento y el soporte informático.