Instituto “San Martín” celebra el 63º aniversario de su creación

0
3

Hace 63 años desde el Instituto “General José De San Martín” de General Galarz, se viene brindando contención y formación a los adolescentes y jóvenes de esta comunidad y que en la actualidad cuenta con dos bachilleres orientados, uno en Economía y Administración y el restante en Ciencias Naturales.

El presente Ciclo Lectivo se inició con 350 alumnos en total, distribuidos en los turnos mañana y tarde, en este último con el dictado de clases para primer y segundo año, implementado en 2016 por la gran cantidad de ingresantes, donde se tuvo que incluir una tercera división. “Esto es gratificante para el equipo de trabajo, que conforman 40 docentes, 8 administrativos y 2 ordenanzas, ya que se presenta cada año un crecimiento notorio en la matrícula, que en 10 años ha sido en un 120%, lo que nos demuestra y pone de manifiesto que vamos por el buen camino, ya que cada vez más familias eligen esta entidad para que sus hijos finalicen sus estudios secundarios” remarcó el rector del establecimiento educativo, Rubén Muñoz en una charla con El Observador.

En el marco de un nuevo aniversario que se conmemorará este 1 de abril, el directivo del Instituto “San Martín”, celebró que se haya reconocido tiempo atrás el cargo de vicerrector y que la entidad haya sido elevada al rango de segunda categoría, lo que beneficia de sobremanera la tarea organizativa escolar.

Respecto al orden pedagógico, Muñoz señaló que “vamos a seguir participando en las propuestas culturales, recreativas y deportivas como se estuvo concretando en los últimos años e incluso fuimos seleccionados para ser parte de un proyecto de lectura a nivel nacional y a principios de este 2017 nos confirmaron que nuestra escuela estará en la instancia provincial, por lo que se trabajará en la actividad durante este ciclo lectivo con el profesor a cargo. Es importante la participación del alumnado en diferentes proyectos, porque en cada uno de ellos van adquiriendo distintas experiencias y se nota el compromiso y responsabilidad que demuestran a la hora de representar a nuestra escuela en cada desafío”.

En cuanto a la estructura edilicia, el rector manifestó que avanzan las refacciones y el mantenimiento general del establecimiento para contar con nuevos espacios y que las clases y actividades se desarrollen de manera cómoda y segura, tanto para el personal como para los alumnos y con la idea de poder concretar en breve la sala donde se emplazará el Museo de Ciencias Naturales.

Sobre los objetivos para este año, Muñoz expresó que “seguimos apuntando a la calidad educativa, que es una propuesta y meta que nos planteamos como equipo de conducción, elevando nuestras exigencias y que dio sus frutos en el ciclo anterior el cual fue positivo, quedando demostrado en relación a la poca cantidad de chicos que tuvieron que rendir. Esto es producto de un esfuerzo mancomunado, ya que los integrantes de la Sociedad de Fomento, la mayoría ex docentes de la institución que conoce el manejo pedagógico, trabaja permanentemente y gestionando para que la institución siga creciendo,  desarrollando la parte educativa y se pueda brindar la contención que nuestros jóvenes necesitan. Es valioso el empuje y responsabilidad de cada uno de ellos, a la hora de organizar eventos para recaudar fondos e invertirlos en nuevas obras y también muy importante la colaboración y apoyo que recibimos tanto del municipio, en la persona de la intendenta Ada Liggerini, como de los habitantes de esta comunidad, por ello nuestro agradecimiento a todas las personas que permiten que podamos seguir concretando esta grata tarea de educar”.

 

Historia

Desde 1953 un grupo de personas trabajó para crear una entidad que les diera la posibilidad a los jóvenes de esta ciudad de cursar sus estudios secundarios. Para tal fin se conformó una Comisión Directiva Provisoria “Pro-Curso Secundario de Villa Gral. Galarza” que estuvo integrada entre otros, por León Resnicoff, Julio Schneider, David Sinner, Teófilo Gerber, Gerónimo Molina, Emilio Bassino, Pascual Zapata, Teófilo García, Hipólito Moreyra y Filena de Arburúa.

El 30 de septiembre del mismo año, se dictó la Resolución Provincial Nº 1.675 donde desde el Ministerio de Educación se autorizó la ocupación de aulas en la Escuela Nº 20, para que funcione la nueva institución.

El 1 de abril de 1954 comenzó el dictado de clases, siendo la primera rectora, Gabriela Olivieri de Otarán y como secretaria se desempeñó Julia Teresa Santini. Entre los profesores estaban Virginia Abramor, Juan Carlos Burone, Lucrecia Bassino de Saldaña, Isabel Caballero, Marina Demartini, Beatriz J. Galizzi, Hayde M. Galizzi, Amanda M. Isaguirre, Zulema Lalli de Aicega, Rosa Pérez Cócola, Antonio Schiavoni y Olga Silzle.

Previo a su instalación en las aulas de la Escuela Nº 20, el Instituto funcionó en sus inicios en la Biblioteca Popular “Mariano Moreno” y en 1955 se trasladó a un local cedido por la Cooperativa “La Protectora”, en Tratado del Pilar y Rocamora, actuando ese año como directora, Marcela M. de Fumaneri.

El 14 de febrero de 1956, se constituyó la Sociedad de Fomento Educacional, pasando a ser la propietaria de todos los bienes, ocupando la presidencia de la comisión, Juan Carlos Burone. En 1956, al no ser aprobado el tercer año, se resolvió la suspensión del funcionamiento del Instituto, pero en marzo de 1959, se reiniciaron las actividades, designándose como rectora a Marta Curi, quien se desempeñó en ese cargo hasta 1966. Es de destacar que durante 4 años (1959 a 1962), no se recibieron aportes estatales, ejerciendo los profesores en forma gratuita.

Edificio propio: Mediante notas del 27 de marzo y 19 de julio de 1963, se solicitó al Ministerio de Hacienda la cesión de un terreno de 30 por 40 metros en el sector Noroeste de la manzana ocupada por la Escuela Nº 20, con el fin de proceder a construir el edificio propio, lo que fue aprobado. Tras varios años de trabajo, fue inaugurado en 1969 y según cuenta el libro “Galarza: Sus 70 años” de Enrique Leiva y Oscar García, en su construcción, tuvo una fundamental importancia el empeño de Amado De Los Santos.

En 1970, finalmente se reconoció el quinto año, a través de la Disposición Nº 2.693 del 31 de diciembre, constituyéndose así el ciclo completo de Bachiller.

Comments

comments