Productores de arándanos solicitan que se declare el “estado de emergencia”

Publicado el 17 de Marzo de 2017 por

Los productores del Comité Argentino de Arándanos (ABC), que constituyen más del 80% de las exportaciones de arándanos de nuestro país, fueron recibidos por diputados nacionales de distintos partidos políticos que integran la Comisión de Economías y Desarrollo Regional.

 

Desde el sector solicitaron a los legisladores “declarar el estado de emergencia” y bajo esta premisa trabajar en las medidas troncales que ayudarán a potenciar a esta producción en el mediano y largo plazo. Mientras tanto, piden que se tomen medidas paliativas que puedan generar en el corto plazo (impacto genuino en temporada 2017) un efecto de mayor competitividad para los productores, especialmente apuntando a los más pequeños.

 

 

 

“Agradecemos a todos los legisladores que escucharon de nuestra propia voz la situación que vive el productor de arándanos en Argentina. Entre 2015 y 2016, hubo un incremento en volumen en ventas al exterior alrededor del 15 por ciento, pero comercialmente fue el peor año de la historia en términos económicos. Nuestro sector necesita mejoras concretas para ganar competitividad, haciendo foco en los costos laborales, de producción y logísticos”, afirmó Carlos Stabile, presidente del ABC.

 

Durante la exposición, desde el ABC describieron que esta actividad que se lleva adelante en el NEA, NOA y Buenos Aires, cuenta con una inversión de U$S 137,5 millones, con 2.750 de hectáreas plantadas y una producción anual de 21.000 toneladas  y un volumen de exportaciones superior a las 17 mil tn.

 

“Las exportaciones netas –en precio FOB- son U$S 110 millones aproximadamente, y los principales destinos son EE.UU. (65%), Reino Unido (15%), Europa Continental (15%), Canadá (4%), Singapur (1%), Brasil (1%), entre otros, llegando a 26 mercados internacionales a los que se exporta actualmente. Es decir, trabajamos para posicionar a la Argentina como el supermercado del mundo”, resaltó Stabile, quien insistió con “agilizar los trámites para generar la apertura del mercado de China, que sería sumamente positivo para los productores”.

 

Por su parte, los legisladores tomaron nota de las distintas problemáticas que tiene el sector por falta de competitividad, que hace que los arándanos argentinos pierdan terreno en los mercados internacionales. “Es necesario que se revea toda la política impositiva y de cargas sociales, puntualmente reducir el impuesto al trabajo que es mucho más elevado que el de otros países y nos quitan competitividad”, sostuvo el dirigente.