Profesional del INTA habló sobre los resultados de la cebada cervecera

0
0

CEBADALa producción de cebada cervecera en Argentina ha crecido notablemente en los últimos 20 años, pero está en condiciones de acrecentar aún más la superficie de siembra en forma inmediata y así, aumentar la oferta.

El Ing. Agr. Walter Kuttel, profesional del grupo de Ecofisiología Vegetal y Manejo de Cultivos del INTA Paraná, explicó que “el mercado cervecero es el que ofrece los mejores precios y donde los números mejor cierran para la cebada. Pero este mercado tiene exigencias de calidad superiores al resto, lo que obliga a ajustar algunas variables de manejo para lograr esos parámetros exigidos por la industria. Si estamos pensando en hacer una siembra del cultivoy pretender lograr ‘calidad cervecera’, un aspecto clave es el manejo de la nutrición nitrogenada, ya que la proteína depende mucho de eso. Este cultivo requiere entre 25 y 28 kilos de nitrógeno por tonelada de grano para lograr un rango de proteína que esté entre 9,5 y 13, que es lo que exige la norma de comercialización. Este ajuste no es tan sencillo de hacer, porque necesitamos predecir cuánto va a rendir el cultivo al momento de fertilizar”.

El profesional aconsejó “hacer una dosis menor a la siembra y después en función de cómo evoluciona el cultivo y de las condiciones ambientales, poder en macollaje o fin de éste, tener una idea más clara de cuál va a ser el rendimiento y en función de eso, corregir la fertilización, para no quedarnos cortos en proteína ni tampoco excedernos”. 

Una segunda alternativa para la cebada, es el mercado forrajero, cuyo destino principal es la exportación de granos. Las exigencias son menores y muy fáciles de lograr con las variedades graníferas utilizadas en Argentina. Una tercera, son los planteos mixtos o ganaderos. Se pueden utilizar los granos de la cebada para hacer suplementación o elaborar silos a partir de planta como una alternativa para tener reservas y suplementar la producción ganadera.

“Desde el Grupo de Ecofisiología Vegetal y Manejo de Cultivos estamos abocados a trabajar en lo que son las variedades graníferas, especialmente aquellas que tienen características que le permiten lograr la calidad para cervecería. Además, el de cebada, es un grano que perfectamente se puede utilizar para suplementar vacas lecheras, para transformar el grano en leche o para suplementar en un sistema de producción de carne. El grano de cebada aporta energía casi en la misma cantidad que el maíz, pero además aporta fibra y proteína en un porcentaje de alrededor del 10% a 12%. Esto también es interesante pensando que la proteína es bastante costosa en estos sistemas”, explicó Kuttel.

El técnico señaló que en la provincia, “es un cultivo relativamente nuevo. En nuestro grupo de investigación, hace 3 años que venimos haciendo experiencias con cebada cervecera y los resultados nos han sorprendido gratamente. Por sus características, es muy similar al trigo (manejo, fechas de siembra y comportamiento), esto hace que sea muy fácil adaptarse a su manejo. En el INTA Paraná hemos logrado rendimientos muy buenos, tanto que en la campaña 2015, se lograron más de 5.500 kg/ha de muy buena calidad. En la campaña 2014, con condiciones ambientales más desfavorables y con algún estrés en la etapa vegetativa, llegamos a más de 4.000 kg/ha. Estos valores nos demuestran el potencial que tiene el cultivo y cómo se adapta perfectamente a nuestras condiciones”.

En cuanto al comportamiento sanitario, Kuttel señaló que “en todos los cultivos invernales las enfermedades fúngicas son un punto importante a tener en cuenta. Este cultivo se ha comportado muy bien, tiene sus enfermedades particulares, pero nada que no se pueda manejar con un correcto monitoreo y control sanitario”.