Avances tecnológicos para que pacientes cuadripléjicos puedan volver a caminar

0
32

En Argentina hay más de 100.000 personas con incapacidad motora, a muchas de las cuales se les abre un camino de esperanza, a partir de un tratamiento desarrollado por científicos argentinos. A través del mismo, usando células madre de la propia grasa corporal de los pacientes, podrían lograr una recuperación funcional y por ende, lograrían volver a caminar.

esperanza [1600x1200]El mencionado estudio es del Centro de Investigación en Ingeniería de Tejidos y Terapias Celulares de la Universidad “Maimónides” (Buenos Aires), cuyo director, Gustavo Moviglia, explicó que “es la primera vez que un tratamiento logra una recuperación funcional, lo que significa un real cambio en la calidad de vida de los pacientes. De las 8 personas que formaron parte del ensayo (3 cuadripléjicos y 5 parapléjicos, de entre 3 y 12 años post accidente), 7 hoy pueden pararse por sus propios medios y caminar utilizando músculos que estaban totalmente denervados”, describió.

Los resultados de los ensayos clínicos realizados en accidentados con lesión traumática de médula espinal completa y crónica, fueron presentados, la semana pasada, en el XXII Congreso Mundial de Neurología, que se concretó en Santiago de Chile, recibiendo elogiosos conceptos a nivel internacional.

“Los resultados alcanzados abren una esperanza de recuperación inédita para estos pacientes y sus familias, aunque sólo se podrá hablar de cura, cuando puedan recuperar el 100% de las funciones perdidas”, enfatizó Moviglia.

Los pacientes parapléjicos deben reconectar las vías cortadas para recuperar la funcionalidad de sus miembros y en lo que respecta a las lesiones cervicales, también deben generar neuronas que reemplacen a las destruidas, desde donde nacen los nervios motores.

El profesional acotó que “es la primera vez que en forma tan contundente se demuestra este avance en células adultas sin alteración genética, pero con una importante inmunomodulación y en todos los casos, utilizando células autólogas -del propio paciente- y por ende, no embrionarias”.