Gorostiaga: “Cada campaña ambiental ha tenido una muy buena repercusión”

0
1

Gorostiaga Raquel [1600x1200]Raquel Gorostiaga, integrante de la Secretaría de Servicios Urbanos y Medio Ambiente de la municipalidad de Crespo, que dirige el Ing. Leandro Vacaretti, expresó los logros conseguidos durante la gestión del intendente Ing. Ariel Robles en materia ambiental y en ese marco destacó que “cada campaña emprendida ha tenido una muy buena repercusión y no solamente en la ciudad, sino también en localidades vecinas. Nos han venido a visitar, para interiorizarse de las mismas, funcionarios y dirigentes de Nogoyá y Diamante y hemos tenido consultas de Rosario. De Racedo y de otros pueblos vecinos por ejemplo, nos han traído eco-ladrillos que pudieron fabricar en sus comunidades. Desde que comenzó este gobierno municipal se está tratando de mejorar lo que es la gestión integral de residuos sólidos urbanos y la calidad ambiental de la ciudad. En ese marco, estamos llevando adelante diferentes acciones en las escuelas y en los barrios, para que la gente se informe y conozca como se hace la separación en origen de los residuos… Pusimos en marcha tiempo atrás, la campaña ‘Ponete las pilas’ en las escuelas N° 203, 54 y 105, en el Centro Comunitario y en la Terminal de Ómnibus, con contenedores para poner por un lado las alcalinas y por otro, las ‘pilas botón’ (de relojes, audífonos y demás), con muy buenos resultados. En junio de 2014, lanzamos en Crespo la campaña de fabricación de los eco-ladrillos, llevando ya recolectados 5.000. Son botellas plásticas en cuyo interior se colocan residuos inorgánicos que no se pueden reciclar, como envoltorios de golosinas, fideos, arroz o jabón; las bolsas de nylon, papel metalizado, que es un material que tiene que estar limpio, seco y muy bien compactados… Otras campañas que tenemos en marcha son la recolección de cubiertas (hay 5 puntos fijos de recepción en la ciudad), que son llevadas para su tratamiento a Buenos Aires y la de electrodomésticos en desuso, que se hace los primeros miércoles de cada mes, chatarra que se lleva a Chajarí, donde se descompone cada elemento y lo que puede reciclarse, se reutiliza. También colaboramos con la llamada ‘Aceiclarte’, que es una campaña de la Escuela de Educación Integral N° 11, en la cual la municipalidad colabora con la recolección de aceite (para comidas) de rotiserías y comedores, que es filtrado por los alumnos de la mencionada entidad, para posteriormente ser vendido para la elaboración de biodiesel. Hay que aprovechar estas posibilidades, para que Crespo crezca limpio y están dadas las condiciones y los factores, como para que sea de esa manera. Estamos todos pensando en un futuro más sustentable en la ciudad”.