Schreiner (FAA – Bovril): “Hay que seguir luchando, porque nacimos para trabajar en el campo”

0
0

1452-BOVRIL-SchreinerEl presidente de la filial Bovril de la Federación Agraria Argentina (FAA) y director de Producción Municipal, Marcelo Schreiner, habló con El Observador sobre la situación que atraviesa el campo, que junto a la industria, es el motor para el desarrollo del país. El productor y funcionario, también se refirió al año electoral y al igual que varios de sus colegas, se inclinó por el PRO, que tiene como referente nacional al jefe de Gobierno porteño Mauricio Macri y en la Provincia, al ex dirigente ruralista Alfredo De Ángeli.

En relación a la actualidad del sector que representa desde la FAA, comentó que “si bien la situación no nos acompaña, hay que seguir luchando, porque nacimos para trabajar en el campo. Todas las actividades están complicadas, pero la más afectada es la lechería por los bajos precios que difieren bastante en comparación con otras provincias como Córdoba, Santa Fe y Buenos Aires. En el centro norte de Entre Ríos, hay muchos tamberos que no llegan a recibir $3 por el litro de leche. Después sigue la ganadería, donde a pesar de la inversión en genética, los precios no son acordes a lo que se necesita para seguir creciendo y mantener lo que se tiene. En tanto, la agricultura tiene como principal inconveniente los caminos, donde estamos preocupados en cómo hacer para sacar la cosecha de soja en caso que llueva mucho”.

En este sentido, semanas atrás, el gobernador Sergio Urribarri, se había reunido con el director administrador de la Dirección Provincial de Vialidad (DPV), Ing. Jorge Rodríguez, para definir un plan de acción en materia vial con motivo de las grandes precipitaciones que se registraron en los últimos meses. Al respecto, el representante de los productores bovrilenses y la zona, afirmó que “en nuestra región todavía no se ven los efectos positivos de ese encuentro. No sé si estarán trabajando en otros lugares de la provincia. Acá tenemos tubos de alcantarilla donde pasaban nuestros abuelos y padres en carros o sulki y hoy son transitados por camiones de 30.000 kilos. También se hicieron pantanos en algunos sectores lo cual dificulta el normal desarrollo de nuestra actividad. Es por eso que el productor no comprende, que a pesar de que pagamos cada vez más impuestos, no se vuelca ninguna mejora en algo básico como son los caminos”, se lamentó.

En el plano político local, valoró que “con el intendente Alfredo Blochínger tenemos reuniones periódicas, pero no nos puede ayudar mucho porque no depende de él brindar respuestas al sector. No obstante, el acompañamiento del municipio siempre es importante y también es necesario que todos los productores lo hagan, porque es distinto reclamar en conjunto que ir solo a golpear puertas”, reconoció.

Sobre el panorama electoral provincial y los diferentes precandidatos, Schreiner fue contundente al sostener que “a nosotros la foto no nos sirve, tampoco nos ayuda que vengan antes de las elecciones, como lo hacen muchos legisladores y luego no aparezcan más. Los diputados y senadores parece que se olvidaron de nosotros y no comprendo el porqué, ya que la zona rural es amplia y todos los ciudadanos tenemos necesidades y derechos”.

Al ser consultado sobre cuál es el partido o precandidato que más haría por el sector en caso de llegar a la presidencia o la gobernación, adelantó que “lo hablamos con los productores y la gente en general, porque siempre consultan a quién se podrá votar, porque muchas veces fuimos defraudados. Es así que si De Angeli va como gobernador y Mauricio Macri como presidente, los estaremos apoyando y quizás hay posibilidades que se sume el radicalismo a nivel provincial. Alfredo es un dirigente que conoce perfectamente las problemáticas del sector, por eso esperemos que pueda conformar un equipo y llegue a la gobernación”, concluyó.

Cabe agregar que este viernes 27 de febrero, se realizará una reunión informativa sobre el futuro curso de Perito Clasificador de Granos y próximamente se comenzarán a dictar las clases en Bovril.