Se regularizó la situación laboral de casi 500 agentes de la educación entrerriana

0
2

El gobierno provincial regularizó la situación laboral de 496 agentes que se desempeñaban como transitorios en cargos vacantes en establecimientos educativos de la provincia mediante su pase a planta permanente.“Estamos cumpliendo con nuestro deber y con la palabra empeñada”, aseguró el gobernador Sergio Urribarri al encabezar este martes el acto de entrega de las resoluciones correspondientese y agregó que se continuará trabajando en la regularización en distintas áreas.

Del acto, que se realizó en el salón del Consejo General de Educación (CGE), participaron también el vicegobernador, José Lauritto; el ministro de Economía, Diego Valiero; la presidenta del CGE, Graciela Bar; y los secretarios general de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE), Miguel Pellandino; y de la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN), José Allende.

Urribarri señaló que el gobierno seguirá trabajando en esta regularización laboral en distintas áreas para que, entre mayo y junio, otros tantos agentes pasen a ser personal de planta permanente que les de tranquilidad a ellos y sus familias. Además, destacó el trabajo “impecable” de normalización realizado.

“Más allá de cumplir con lo prometido y con lo que la ley indica, este es un momento grato. Damos un paso más para que cientos de entrerrianos vean que su gobierno, cumpliendo con su deber, se acuerda de aquellos que todos los días aportan un grano de arena para que la educación sea la que todos aspiramos”, aseveró Urribarri.

Por su parte, Graciela Bar resaltó que hoy es un día muy importante para el sistema educativo porque “estamos dando cobertura a las vacantes que existían en las escuelas, en las Direcciones Departamentales y el Consejo General de Educación”.

En este sentido, dijo que en esa oportunidad “nos enteramos que había personal designado hacia más de ocho años; tal vez los agentes ni sabían que no tenían estabilidad, nunca se les había dado un cargo de planta permanente”.

Bar resaltó el trabajo y la función que desarrolla el personal no docente, ordenanzas y administrativos. “Esto da continuidad a una obra de gobierno, de estabilidad laboral otorgada por el gobernador en noviembre”, apuntó y resaltó que con esos criterios, “realizamos un exhaustivo análisis de cada una de las situaciones de revistos de más de 500 personas que podían cubrir las vacantes. Hicimos un concurso al igual que con los docentes, con la máxima rigurosidad”.

Por último, aclaró: “No hemos dado la estabilidad con nombre y apellido a Juan o Pedro sino que se realizó un exhaustivo análisis de las personas que se nombraría, entre ellos el certificado de buena conducta, de salud y de concepto de los directivos, sin importar el color político”.

También estuvieron presentes los legisladores provinciales, Aldo Ballestena, José Luis Panozzo y Hernán Vittulo; y los intendentes de Nogoyá, Faustino Schiavoni, y de General Galarza, Julia Witman.