Detectan 2.800 casos de cáncer de tiroides por año

1
5

Cerca de 2.800 nuevos casos de cáncer de tiroides se detectan cada año en Argentina y la detección a tiempo del tumor garantiza que pueda tratarse con éxito, reveló hoy un informe médico.

El trabajo difundido por la Asociación de Pacientes con Cáncer de Tiroides de la República Argentina (ACTIRA) añadió que esa enfermedad es de mayor prevalencia entre las mujeres, y que su detección se realiza con un examen clínico del cuello.

El cáncer de tiroides es un tumor maligno de crecimiento localizado dentro de la glándula tiroides, un órgano fundamental para el organismo que produce, almacena y libera hormonas tiroideas al torrente sanguíneo.

El signo principal es un bulto (nódulo) en la tiroides y la mayoría de los cánceres de tiroides no producen ningún síntoma.

El médico puede descubrir el nódulo durante un examen físico de rutina o la misma persona puede notar un bulto al mirarse en un espejo.

Algunos pacientes sufren de dolor en el cuello, la mandíbula o el oído, y si el nódulo es lo suficientemente grande puede causar dificultad al tragar, sensación de cosquilleo en la garganta o dificultad para respirar si está presionando la tráquea.

Markus Luster, del Departamento de Medicina Nuclear de la Universidad de Ulm en Alemania, sostuvo en el trabajo hecho por especialistas que colaboran con la ACTIRA, que “generalmente el paciente llega a la consulta tras detectarse un nódulo en el cuello”.

Precisó que “luego del análisis, si se trata de un cáncer, siempre se extirpa la glándula tiroides y después de la cirugía, comienza la segunda parte del tratamiento conocida como ablación tiroidea, que consiste en eliminar el tejido remanente y las células tiroideas con iodo radioactivo”.

Mediante ese procedimiento, las células cancerosas de la tiroides absorben el iodo radioactivo tal como normalmente toman el iodo y de esa manera, son destruidas.

El cáncer de tiroides es más común en las personas con historia de exposición de la glándula tiroides a la radiación, con antecedente familiar de cáncer de tiroides y en mayores de 40 años.

Sin embargo, en la mayoría de los pacientes, no se conoce la razón específica por la cual se desarrolla.

La ACTIRA indicó que la incidencia en Argentina del cáncer de tiroides como en el resto del mundo va en aumento y se detectan en el país, alrededor de 2800 casos anuales, los cuales cuando el diagnóstico es temprano son tratables.

En otro orden, el avance de la biotecnología permitió incorporar a los tratamientos medicinas que pueden llegar a disminuir el uso de la radioterapia en casos en los que se requiere esa herramienta.

Luster mencionó el empleo de la molécula denominada tirotropina alfa que “permite aplicar el iodo radiactivo para el tratamiento y realizar los estudios de control sin necesidad de interrumpir un mes antes la terapia hormonal sustitutiva, evitando los síntomas del hipotiroidismo”.

Sostuvo que “con esa terapia se reduce la cantidad de radiación, lo cual es bueno para el ambiente y el paciente que puede estar menos tiempo en el hospital y seguir su vida normal rápidamente”.

Comments

comments